Según la Asociación de Entidades de Capital Riesgo

El capital riesgo se reactivará tras cerrarse operaciones por más de 10 millones en lo que va de año

Las perspectivas para el año 2010 del sector de capital riesgo son "esperanzadoras" ya que los primeros meses han mostrado un cierto "dinamismo" al haberse cerrado algunas operaciones por encima de los 10 millones de euros, según el informe de la Asociación Española de Entidades de Capital Riesgo (ASCRI) en colaboración con Webcapitalriesgo.com y patrocinado por Accuracy Corporate Financial Advisory y Diana Capital.

La asociación resalta que tras un año 2009 en el que se ha tocado fondo, las firmas del sector empiezan a tomar posiciones, aunque advierte de que la reactivación será "paulatina". La previsión es que España registre volúmenes de inversión en torno a los 2.000 o 2.500 millones euros en 2010, y que los próximos años sean de crecimiento lento, al menos hasta que se normalice el mercado de deuda.

En los primeros meses del año se han realizado algunas operaciones de importe mediano como Aciturri por Madrigal o Gescobro por Miura y se cerraron varias operaciones importantes por encima de los 10 millones de euros para los próximos meses, como Conservas Garavilla (MCH), Mecalux (Artá Capital), Operadora R (CVC) Santillana (DLJ South American) -que está pendiente de aprobación por la CNMV- o la ampliación de capital de Ono. Asimismo, se han anunciado posibles salidas a Bolsa como la de Amadeus, Mivisa o Marco Aldany.

El sector considera que estos movimientos "traslucen una reactivación paulatina del mercado de capital riesgo y una recuperación progresiva de los niveles de actividad del sector". Los datos ya cerrados del pasado ejercicio muestran que la inversión pasó a 1.669 millones (898 operaciones) desde los 3.069,5 millones de euros en el año 2008 (912 operaciones), lo que supone una reducción del 46% en volumen, pero sólo del 8% en número de operaciones.

Los volúmenes de 2009 se situaron cerca de los alcanzados en 2004, aunque el número de operaciones sigue siendo elevado y estable, con especial contracción en el segmento de inversión del ''middle market'' ante la dificultad de contar con financiación bancaria.

Operaciones de nivel pequeño

La tendencia en las inversiones han sido operaciones de tamaño pequeño (el 78% de las operaciones recibió menos de 1 millón de euros) o medianas (40 operaciones de inversión de 10 a 100 millones euros equity).

Además, desaparecieron casi por completo las grandes y muy grandes operaciones (sólo una operación superior a 100 millones ? de equity). Por segundo año consecutivo, volvieron a predominar la inversión en empresas en fase de expansión, acumulando más de la mitad del volumen invertido (52,4%) en 608 operaciones (68% del total). Asimismo, tras varios años de liderazgo en lo que a volumen se refiere, las operaciones de ''buy-outs'' representan ahora el 31% del volumen de inversión.

La captación de nuevos fondos se situó en 1.173 millones de euros en 2009, lo que representa una caída del 56% con respecto a 2008. Las desinversiones alcanzaron un volumen (a precio de coste) de 858 millones de euros en 270 operaciones, lo que supone un crecimiento del 11% en volumen y una caída del 27% en operaciones respecto a 2008. Durante 2009, hubo únicamente una operación por encima de los 100 millones de euros de equity: Itínere (Cajastur).