En el que estaba desde diciembre de 2008

Habitat supera el concurso de acreedores

La inmobiliaria Habitat superó hoy el proceso de concurso de acreedores en que estaba inmersa desde que en diciembre de 2008 se declaró insolvente con una deuda de 2.840 millones de euros.

El Juzgado de lo Mercantil número 3 de Barcelona emitió hoy la sentencia por la que se aprueba el convenio de acreedores de la empresa, una vez comprobado que no se presentó oposición alguna al mismo, lo que constituye el último paso legal para superar una suspensión de pagos, informaron a Europa Press en fuentes jurídicas.

De esta forma, la compañía que protagonizó el segundo mayor concurso, tras el de Martinsa Fadesa, se convierte así en la mayor empresa que logra superar esta situación de insolvencia de entre las que se declararon en suspensión de pagos en los dos últimos años. Además, lo consigue en un periodo de apenas un año y tres meses.

El convenio de acreedores con el que Habitat ha conseguido superar el concurso contempla dos alternativas de pago de deuda. En virtud de la primera, la empresa pagará el 80% de la deuda (con una quita del 20%), de la que un 50% se abonará en ocho años y el 30% restante se convertirá automáticamente en préstamo participativo.

La segunda vía propuesta por la inmobiliaria contempla una espera menor, de cinco años, pero la quita alcanza el 70% (sólo pagará el 30% de la deuda).

La propuesta de convenio de acreedores de Habitat está vinculada a un plan de viabilidad "exigente" para la empresa, que prevé restricciones en la operativa de la sociedad hasta 31 de diciembre de 2012. Además, las entidades financieras han renunciado a las hipotecas sobre los activos para facilitar la viabilidad de la inmobiliaria. RESPALDO DE ACREEDORES.

Habitat logró que más del 80% de sus acreedores respaldara este convenio sobre la forma y los plazos en que pagará la deuda de 2.840 millones de euros con que se declaró en concurso.

En concreto, la compañía matriz consiguió el voto favorable del 82,02% de los acreedores financieros y del 80,9% de los tenedores de la deuda ordinaria. En el caso de las filiales que también se declararon en concurso, las adhesiones al plan de pago de deuda oscilaron entre el 52% y el 100%.

Con la sentencia por la que el juez levanta el proceso de concurso de Habitat se abre un plazo de diez días para que los acreedores denuncien, si lo estiman oportuno, supuestas responsabilidades del concurso.

En caso de que ninguno de los acreedores de la inmobiliaria que controla y preside Bruno Figueras se manifieste en este sentido, será la administración concursal la que emita su consideración sobre las causas de la insolvencia.

A partir de este informe, el juez decidirá si se archiva o si se determina que los gestores tuvieron algún tipo de responsabilidad sobre la declaración de concurso.