Está a favor de una solución europea

El ministro de Finanzas griego asegura que "no pedimos limosna" a Europa

"Grecia no acude a la cumbre europea a pedir limosna", declaró hoy el ministro de Finanzas, Yorgos Papaconstantinu, tres días antes de la reunión en la que los líderes europeos debatirán si ponen en marcha mecanismos de ayuda al endeudado país.

Durante una conferencia, el ministro dijo que "es seguro que Grecia está a favor de una solución europea" y expresó su optimismo sobre el resultado de esa cumbre que empieza el jueves. "Grecia no ha pedido dinero a nadie. No busca ni un milagro, ni a alguien para salvarnos de las decisiones que hemos tomado", dijo Papaconstantinu.

También aseguró que Grecia sigue en condiciones de satisfacer la financiación de su deuda a través de los mercados de crédito pero que quiere hacerlo con intereses más bajos.

Actualmente, Grecia está pagando el doble que Alemania en intereses por la emisión de deuda. En ese sentido, el ministro relacionó la bajada de los costes de financiación con la aplicación del estricto plan de austeridad puesto en marcha por Atenas. Añadió que Europa "debe de contar con un mecanismo político que pueda garantizar la estabilidad en la Eurozona y apoyar los esfuerzos que hace cada país".