Este proceso afectará a 466 trabajadores

Cárnicas Vilaró presenta concurso de acreedores con un pasivo de 99 millones

La falta de crédito y la imposibilidad de renegociar la deuda han llevado a Industrias Cárnicas Vilaró a presentar concurso de acreedores (antigua suspensión de pagos) en los juzgados de Girona con un pasivo de 99 millones de euros.

Este proceso afectará a un total de 466 trabajadores de los mataderos de Sils, Granollers (Barcelona) y Mollerussa (Lleida), según informó el viernes CC OO de Cataluña.

Fuentes del sindicato explicaron que estarán "atentos" a la situación de la empresa "para que no perjudique a los trabajadores". Asimismo, también certificaron que velarán para que las administraciones faciliten los medios necesarios para mantener la actividad del grupo cárnico.

La empresa ha informado, por su parte, de que ha sufrido "una continua retirada de fondos de financiación por parte de algunas entidades financieras, lo que a la vez ha ido rebajando las disponibilidades de liquidez" y que tras agotar todas las vías para intentar reconducir la situación ha solicitado el concurso de acreedores, con el objetivo de "salvaguardar la integridad patrimonial". Los responsables aseguran que tienen previsto que "esta situación sea transitoria y dure el menor tiempo posible".

El grupo adquirió en 2008 a Primayor Foods el matadero de Mollerussa.