Pedían cambios en la reglamentación

Telefónica y KPN pierden su pulso contra la subasta del móvil alemán

El tribunal de Colonia rechaza las demandas

Las reglas siguen inamovibles. El batalla judicial desatada por Telefónica y KPN contra las normas de la subasta de espectro de telefonía móvil en Alemania ha sido rechazada por el Tribunal Administrativo de Colonia. Las dos compañías pedían un cambio en la reglamentación, con el argumento de que las reglas actuales para la subasta del próximo día 12 de abril dan una ventaja anticompetitiva a las grandes operadoras de móvil de Alemania, Deutsche Telekom y Vodafone.

El tribunal, sin embargo, asegura que la ley da amplios poderes a la Agencia Federal de Red para decidir las reglas de la subasta. "El tribunal tiene unas facultades limitadas para revisarlas", asegura. Por eso, la demanda ha sido rechazada.

En Alemania, Telefónica tiene una posición totalmente distinta a la española. Allí, son Deutsche Telekom y Vodafone las que tienen más espectro en la banda de 900 Mhz, la de más calidad. Ahora, en la subasta, el regulador alemán les ha concedido la posibilidad de optar por más espectro en esta banda de 800 y 900 Mhz que a Telefónica y KPN, que tienen menos de partida.

TELEFÓNICA 6,38 2,18%

De hecho, Telefónica y KPN sólo pueden optar a 20 Mhz en la banda de los 800 y 900 Mhz, por lo que es posible que una de ellas se quede sin frecuencias, porque el reparto de paquetes más pequeños no les daría suficiente espectro para competir en buenas condiciones.

En cualquier caso, las dos afectadas por la resolución del tribunal han asegurado que seguirán adelante con el proceso y que acudirán a la subasta. Mientras tanto, valoran la posibilidad de recurrir y de mantener el pulso judicial.

La subasta alemana es vital para Telefónica, que opera con la marca O2 en ese país, porque la falta de espectro ahogaría sus posibilidades de crecimiento y más cuando la explosión de la banda ancha móvil elevará la necesidad de frecuencias.

De ahí que los analistas den más probabilidades a la española de conseguir espectro que a KPN. Tampoco se espera, sin embargo, que las pujas sean muy altas. Se calcula que Alemania logrará entre 2.500 y 6.000 millones en la puja.