Bajo el lema 'España Vida Sí. En democracia se escucha al pueblo'

Miles de personas se manifiestan para pedir que se derogue la Ley del Aborto

Miles de personas se han manifestado hoy en Madrid en contra del aborto y para exigir la derogación de la nueva ley que regula la interrupción voluntaria del embarazo, recientemente aprobada, bajo el lema 'España Vida Sí. En democracia se escucha al pueblo'.

Según los organizadores, más de 600.000 personas han participado en la Marcha Internacional por la Vida 2010, que ha contado entre otros con el portavoz de los populares europeos, Jaime Mayor Oreja; el padre de la niña Mari Luz, Juan José Cortés y la concejala de Medio Ambiente del ayuntamiento de Madrid, Ana Botella.

La manifestación, convocada por más de 270 organizaciones, entre ellas Derecho a Vivir, HazteOir.org y Médicos por la Vida, se ha iniciado en la Plaza de Cibeles y ha discurrido por la calle de Alcalá, para finalizar pasadas las 14.00 horas en la Puerta del Sol con una suelta de globos.

Entre las intervenciones del 'fin de fiesta' destacó la del padre de Mari Luz, quien lamentó que su campaña a favor de la cadena perpetua revisable no se haya llevado al Parlamento, pero sí se haya aprobado en las Cortes la "pena de muerte para los no nacidos".

Por su parte, Ignacio Arsuaga, presidente Hazte Oir.org, leyó un comunicado del 'World congress of families', que agrupa a entidades pro-vida de 65 países, quienes ofrecieron su apoyo "inequívoco" al movimiento antiabortista español.

A su vez, la portavoz de la plataforma 'Derecho a vivir', Gador Joya, se ha dirigido al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, para decirle que: "hoy toda España ha vuelto a salir a la calle" y le ha recordado que la "imagen de progreso es la que hay hoy aquí".

Por su parte, el ex teniente de alcalde socialista de Parada (Sevilla) y representante de Socialistas por la Vida, Joaquín Montero, ha acusado de "hipócrita" a Zapatero por "acudir a las elecciones sin ninguna mención expresa en su programa electoral a la Ley del Aborto" a la vez que criticó la actitud, "que deja mucho que desear", del PP.

Francisco Lancha, un padre de familia que se ha subido al escenario con su vástago que sufre Síndrome de Down en brazos, ha dicho que se negaba a aceptar que niños como su hijo sean considerados "inferiores".

Un réquiem, interpretado al chelo por Pedro Alfaro, en memoria "de los niños que no lo son por culpa de la ministra (de Igualdad), Bibiana Aído", puso broche final a las intervenciones antes de la lectura del manifiesto por parte de la periodista Sonsoles Calavera.

En el mismo los convocantes subrayan que el aborto "supone la muerte violenta de un ser humano y un terrible drama para la mujer que lo sufre" y consideran que la nueva ley "deja completamente desprotegido al nuevo ser y abandona a la mujer ante sus problemas, empujándola al aborto". "Con el aborto libre, el número de niños muertos aumentará aún más, así como el de mujeres que sufrirán los ya conocidos daños físicos y psicológicos que el aborto provoca en ellas", ha afirmado.

Tras criticar que el Gobierno y el Parlamento hayan "hecho oídos sordos al clamor social" al haber aprobado "esta ley injusta e inhumana", los convocantes han exigido su derogación, así como la aprobación de leyes que "protejan el derecho a vivir y el derecho a ser madre".