Previsión metereológica

La lluvia y el frío seguirán todo el fin de semana

Las lluvias abandonarán la vertiente atlántica el lunes de la próxima semana, dando así una tregua de tres o cuatro días, "al menos hasta el jueves", después de un fin de semana "inestable" debido a la entrada de aire frío del norte en capas altas de la atmósfera desde la tarde del viernes, según informó hoy la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

Así, el portavoz de la AEMET, Ángel Rivera, explicó a Europa Press que a partir de hoy, viernes, por la tarde y "sobre todo el sábado" las lluvias afectarán "principalmente" a al vertiente atlántica y que irán acompañadas de aire frío que hará descender la cota de nieve hasta los 700 u 800 metros de altura en el centro de la Península.

En ese sentido, añadió que en la ciudad de Madrid podría llegar a aparecer nieve durante la madrugada del sábado aunque "no van a ser cantidades significativas", sino de unos dos centímetros de espesor "como mucho". Sin embargo, las precipitaciones de nieve estarán seguidas de lluvia, por lo que "no parece que vaya a ser problemático".

También, indicó que la nieve podría aparecer en otros puntos del interior peninsular, sin dar grandes problemas salvo en áreas de montaña. Además, "la tendencia será pasar a lluvia".

Esta situación meteorológica del sábado se mantendrá el domingo, pero entonces se dirigirá hacia el área mediterránea donde por la tarde comenzará un temporal de levante "fuerte" en el área Mediterránea, que afectará principalmente a Cataluña y Baleares, donde se prolongará el lunes para comenzar a disminuir el martes.

Nieve en Cataluña sobre 100 metros

Rivera precisó que la "máxima incidencia" se producirá en Cataluña donde se esperan precipitaciones "importantes" y un descenso de la cota de nieve hasta los 100 o 200 metros de altura que dejarán nieve "muy abundante" y viento fuerte de levante. Por este motivo, recomendó que hay que tener "cuidado" con este área desde el domingo por la tarde.

Este temporal, está provocado por la entrada de una borrasca fría por el noreste de la Península, que dejará algunas precipitaciones en forma de nieve en la mitad norte, Cantábrico, Navarra y País Vasco, así como un "descenso apreciable de las temperaturas en buena parte de España".

Asimismo, incidió en que el lunes será el día de valores más bajos y el martes comenzarán a subir las temperaturas y a partir del martes, "al menos habrá tres o cuatro días sin precipitaciones en la vertiente atlántica".

El portavoz de la AEMET detalló que el lunes, martes y miércoles, probablemente no habrá precipitaciones en la vertiente atlántica y el jueves parece que un borrasca podría acercarse a Andalucía, aunque "aún hay que esperar". "No sabemos si es algo pasajero o si marcará un inicio de tendencia de menos precipitaciones", comentó.