El avión de transporte militar

Los países compradores del A400M acuerdan pagar 3.500 millones de euros más

Los socios en la construcción del avión de transporte militar A400M alcanzaron un acuerdo básico sobre cómo financiar los costos excesivos del proyecto, aportando hasta 3.500 millones de euros más entre todos, explicó hoy a Reuters una fuente cercana a las negociaciones.

Retrasos y problemas en el desarrollo del mayor avión de occidente con motores de propulsión turbo pusieron en peligro el proyecto de defensa europeo de miles de millones de euros debido al presupuesto, obligando a siete naciones de la OTAN a negociar una ayuda financiera y buscar garantías.

Delegados dijeron que las naciones que se reunieron en España la semana pasada acordaron el marco del acuerdo, que podría dejar a la matriz de Airbus, EADS, con pérdidas de 1.700 millones de euros, más allá de los 2.400 millones de euros ya considerados por costos excesivos.

El A400M fue ordenado en el 2003 para atender una escasez de aeronaves militares y capacidad para transportar ayuda humanitaria entre siete naciones europeas: Bélgica, Gran Bretaña, Francia, Alemania, Luxemburgo, España y Turquía.

AIRBUS GROUP 120,84 -2,28%

El proyecto de 20.000 millones de euros fue elogiado como el pilar de las ambiciones de defensa de Europa, pero se ha visto empantanado por altos costos y un retraso de cuatro años en la entrega del avión, que las potencias europeas quieren usar en Afganistán. El planeado paquete de rescate incluye 2.000 millones de euros en ayuda directa, o un aumento del 10% sobre el precio inicial acordado para 180 aviones.

Si no hay sorpresas, se entregarán otros 1.500 millones de euros (llegando así a 3.500 millones) en forma de garantías establecidas sobre regalías a futuras exportaciones. Gran Bretaña está en desacuerdo con otras naciones sobre cómo debería ser designado el monto e insiste en que quiere que el dinero sea devuelto.

Funcionarios de las naciones compradoras se reunieron en privado en el Ministerio de Defensa en Berlín y más tarde recibirán al presidente ejecutivo de EADS, Louis Gallois, para conversaciones conjuntas. Alemania dijo que emitiría una declaración sobre el estatus de las conversaciones.

Francia ha señalado que espera sostener reuniones ministeriales en París el lunes donde podría ser anunciado formalmente cualquier acuerdo, pero después de numerosos pasos en falso no hubo confirmaciones sobre el plan.