Cebit 2010

La feria muestra avances futuristas y aplicaciones para la vida empresarial

Fujitsu, T-Systems, Strato, Microsoft, Viewmotion... lanzan novedades

El Cebit ha vuelto a concentrar novedades TIC, desde las tecnologías más futuristas a las aplicaciones de uso en la actividad empresarial. Entre las primeras se situaron los robots creados por la empresa surcoreana Viewmotion, que son capaces de enseñar idiomas, incluido el chino. El autómata, bautizado como Meet Amy, emplea tecnologías como la inteligencia artificial y el reconocimiento de voz, lo que le permite hablar con sus creadores durante varias horas.

De todas maneras, el mundo empresarial parece haber copado más atención. El proveedor de alojamiento web Strato presentó el disco duro online Hidrive que "permite al usuario almacenar archivos personales de forma segura en la red y tenerlos disponibles en cualquier lugar con acceso a internet a través de dispositivos habilitados para acceder a ellos".

T-Systems, filial de Deutsche Telekom, mostró nuevas fórmulas para señalar a las empresas cómo pueden usar las TIC para conseguir mayor control en un mercado en red y móvil. Entre ellas, la firma puso los ejemplos de "los servicios SAP y de voz sobre IP en un clic, las aplicaciones para vehículos o la gestión de la relación con el cliente a través del smartphone".

Asimismo, Microsoft y Xing anunciaron un acuerdo para que los usuarios de la red social profesional europea puedan recibir información sobre sus contactos profesionales en la red a través de la bandeja de Outlook.

En las tecnologías verdes, Fujitsu presentó una nueva iniciativa llamada Product Carbon Footprint, por la cual incluirá en todos los nuevos productos de la compañía información sobre las emisiones que se producen.

La española Barcelona Digital mostró el programa BrainAble, dirigido a mejorar la autonomía de las personas con discapacidades físicas. Sus responsables indicaron que el proyecto plantea "la posibilidad de que estas personas puedan interactuar con su entorno gracias a interfaces persona-ordenador y a sensores que miden su estado físico y emocional".

Asus entra en la pugna de los libros digitales

El Cebit también ha sido testigo de la pugna en el mundo de los lectores de libros digitales. Así, la compañía taiwanesa Asus presentó su propio dispositivo para este ámbito, el DR-900, con el que aspira a competir a grupos como Amazon con su Kindle, Sony e incluso Apple, que quiere hacerse fuerte en el segmento de la lectura con su nuevo tablet iPad, que está a punto de llegar al mercado.

Según la agencia Associated Press, el lector diseñado por los ingenieros de Asus tiene una pantalla de nueve pulgadas, tres más que el Kindle, pesa 370 gramos y tiene un grosor de nueve milímetros. Asimismo, el DR-900 cuenta con tecnologías de acceso a internet por Wifi, es capaz de leer archivos con formato PDF, entre otras categorías, y tiene una capacidad de batería de cuatro días.