El Barcelona, el segundo más rico

El Real Madrid, el primer club deportivo del mundo que supera los 400 millones en ingresos

Por quinto año consecutivo, el Real Madrid es el equipo de fútbol más rico del mundo. Entre 2008-2009, el club facturó 401 millones de euros, según un estudio de Deloitte. Tras una temporada memorable, el FC Barcelona asciende al segundo lugar y desbanca al Manchester United.

Messi y Ronaldo
Messi y Ronaldo

El estudio Football Money League, que analiza las cuentas de las principales ligas del mundo, señala que el Madrid es el único equipo, de cualquier disciplina deportiva, en superar el umbral de los 400 millones de euros.

Para Deloitte, una de las claves no sólo del Madrid sino de los equipos españoles es la habilidad de "vender los derechos de emisión de manera individual" que da una mayor competitividad sobre las ligas inglesa, francesa, alemana e italiana. Por ejemplo, señala el informe, el Manchester United ganó 43,7 millones de euros menos por los derechos de emisión que el Real Madrid, a pesar de que el equipo inglés recibió 18,1 millones más por llegar a la final de la Champions.

El FC Barcelona le pisa los talones al Madrid. Sin lugar a dudas, los seis títulos del Barça han significado no sólo el éxito deportivo, sino que han repercutido en sus arcas. En un año, el club facturó 366 millones de euros, 57 millones más que la temporada anterior. Así, el equipo catalán asciende al segundo puesto del ránking y desbancó al Manchester United, principalmente por "el impacto que ha tenido la depreciación de la libra contra el euro".

"El club ha más que duplicado las ganancias en el último lustro, cuando reportó ganancias por 169 millones de euros. Es el equipo que más ha crecido en facturación total durante ese periodo", señala el estudio. Deloitte también señala que en este incremento ha tenido mucho que ver el contrato con la marca de artículos deportivos Nike.

El tercer puesto lo ocupa el Manchester United, cuya facturación ascendió a los 327 millones de euros. Una de las últimas noticias financieras que se conocieron sobre este club fue la emisión de 500 millones de libras en bonos que supuso un éxito para los dueños del equipo, pero no para los inversores que los compraron. El índice europeo iBoxx está por debajo del 1% desde que se lanzó la deuda del club, comparado con la caída de alrededor del 4% de la nueva deuda del Manchester.

Deloitte señala que el caso del United es especial, pues "ha mantenido los sólidos ingresos de un 7% y 9% en diferentes categorías del negocio, pero no han sido suficientes para contrarrestar el repunte que tuvo el Barcelona no sólo con sus títulos sino con su marca. Sin embargo, también lo ha lastrado la depreciación de la libra frente a la divisa única europea.

En general los equipos "están bien plantados frente a un escenario de crisis. Sus grandes y leales seguidores y la habilidad de reunir audiencias son las claves para enfrentar el difícil momento", dice Deloitte, que cifra en 3.900 millones las ganancias de los primeros 20 clubes más ricos del mundo, 26 millones más en comparación con la temporada previa. De igual manera, el estudio también resalta que nueve de los clubes redujeron sus ganancias en comparación con el año anterior.

En el grupo selecto de los clubes multimillonarios, la liga inglesa es la que pone la cuota más alta con siete equipos (Manchester United, Arsenal, Chelsea, Liverpool, Tottenham Hotspur, Manchester City y Newcastle). Les siguen la alemana, que tiene cinco equipos; la italiana, con cuatro, y España y Francia ocupan el cuarto lugar con dos clubes cada una.

Como sucede cada año, unos salen y otros no alcanzan a mantenerse en el exclusivo grupo. En esta edición abandonan el VfB Stuttgart y el Fenerbahçe, mientras que se incorporan el Werder Bremen y Borussia Dortmund. Uno de los equipos que llaman la atención es el Hamburguer VS, de la liga alemana y que actualmente compite en la UEFA Europa League, que de un año para el otro pasó del puesto 15 al 11. En cambio, el Newcastle United, que ha descendido tres puestos, está en la cola del ránking.