Registra una morosidad del 4,9%

Caixa Galicia gana 91 millones de euros en 2009, un 59,5% menos

El grupo Caixa Galicia obtuvo un resultado consolidado de 91,02 millones de euros en 2009, lo que representa un descenso del 59,5% en relación con 2008, tras destinar a provisiones y saneamientos 395 millones (un 30,8% menos) y hacer una extradotación de 58,7 millones de euros ante la previsión de deterioro en el valor de la cartera de inmuebles.

La caja con sede en A Coruña dio a conocer hoy sus resultados, que reflejan que el beneficio antes de impuestos ascendió a 131,86 millones de euros, un 5% más que en 2008, si se excluyen las operaciones singulares, como la cobertura para la cartera de inmuebles o las plusvalías generadas.

El resultado de explotación de la entidad creció un 2,3%, hasta los 140,9 millones de euros y esta generación de resultados "ha sido aprovechada" para realizar extradotaciones en previsión de la caída de los valores en la cartera de inmuebles, argumentó la caja, que afirmó que en 2009 optó por "una política de máxima prudencia", dentro de la que "priorizó los avances en solvencia, liquidez, eficiencia y control de la morosidad" por delante de la generación de resultados.

Además, el fondo de insolvencias creció hasta los 934 millones de euros, de los que 267 corresponden a contingencias para posibles riesgos futuros.

El margen de intereses de Caixa Galicia se incrementó un 4%, hasta los 677,3 millones, un resultado que la caja atribuyó a la evolución de la actividad comercial con clientes y la "activa gestión del balance y de la curva de tipos". La aportación por comisiones netas alcanzó los 154,8 millones, un 12,9% más.

Por su parte, el margen básico se situó en 832,1 millones (un 5,5% más), lo que refleja, según la entidad, "la capacidad de la entidad para mantener una elevada generación de ingresos recurrentes", pese al contexto de mercado adverso. El margen bruto arrojó un resultado de 1.055,7 millones, un 17,2% menos que en 2008, debido al descenso en las operaciones financieras (cayeron un 60,3%, hasta los 158,6 millones) y a que el año anterior se ingresaron los dividendos de la venta de la participación en Unión Fenosa.

La caja redujo en un 10% los gastos de administración (462,4 millones); aumentó un 8,8% las amortizaciones (57,46 millones) y recortó un 30,8% las cuantías destinadas a provisiones y saneamientos, pues pasaron de más de 570 millones en 2008 a los casi 395 del año pasado. Así, el resultado de explotación alcanzó los 141 millones de euros y creció un 2,3% respecto al del año previo.

La inversión social, indicó la caja, alcanzó los 56 millones en 2009, con los que se generaron 2.260 empleos. En 2010 se destinará a este fin un 14% más de recursos, hasta los 64 millones. Por su parte, la Corporación Caixa Galicia terminó el año pasado con 131 empresas participadas, con un beneficio neto de 1.254 millones.

Suben un 6% los depósitos de clientes

El total de recursos ajenos gestionados por la caja ascendió a 40.367 millones de euros, tras crecer un 9,1%. Dentro de los mismos, los depósitos de clientes alcanzaron los 29.120 millones, un 6,16% más que en 2008. El crecimiento se basa, según explicó la caja, en la captación de 70.398 nuevos clientes y la domiciliación de 176.000 nuevas nóminas o pensiones.

Los depósitos de clientes financian el 80% del crédito, lo que "amplía la posición de liquidez" de Caixa Galicia, pues sus activos líquidos superan los 8.620 millones, "es decir, casi 2.000 millones más que el volumen de vencimientos previstos para los próximos tres años", destacó.

Por su parte, el crédito a clientes experimentó una caída del 0,97%, hasta los 36.402 millones de euros en 2009. El resultado se debe a las operaciones formalizadas por 8.229 millones centradas en financiar pequeñas y medianas empresas, autónomos y familias. En este punto, la caja concretó que los créditos para compra de vivienda subieron un 6%.

Ratios de gestión

Caixa Galicia cerró 2009 con una tasa de morosidad del 4,9%, todavía por debajo de la media del sector, tras una "acusada contención en el crecimiento de los créditos dudosos", expuso la caja.

Además, en cuanto a las principales ratios de gestión indicó que el 'core capital' fue del 6,33% (era del 5,63% en 2008); mientras que el TIER 1 se situó en el 8,46% (frente al 6,63% del año anterior). La eficiencia recurrente fue del 53,6%.

Cierra 63 oficinas y cae un 5% el empleo

Además, según los resultados de Caixa Galicia, la entidad tenía al cierre de 2009 un total de 828 oficinas (un 7,07% menos que en 2008) y 4.561 empleados, lo que representa un descenso del 5% respecto al año anterior o, en cifras absolutas, la pérdida de 241 empleos.

Así, Caixa Galicia cerró 20 oficinas en Galicia y 43 en el resto de España. Mantuvo, sin embargo, las sucursales que tenía en el extranjero.