Votación en el Congreso

No habrá "careo" entre Salgado y Corbacho por las cifras de la economía sumergida

La ministra de Economía, Elena Salgado, y el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, no hablarán de forma conjunta en el Congreso sobre la economía sumergida, como había solicitado el PP.

Así lo decidió por mayoría, con 21 votos a favor, 31 en contra y ninguna abstención, la Diputación Permanente del Congreso. Por otra parte, los grupos Parlamentarios ERC-IU-ICV y EAJ-PNV, también habían pedido la comparecencia extraordinaria de Salgado para informar sobre la evolución de la situación económica, pero finalmente se retiró este punto del orden del día, porque el Gobierno se ha comprometido a que la ministra comparecerá la primera semana de febrero.

La portavoz del Grupo Popular en el Congreso, Celia Villalobos, dijo que cuando Corbacho habló de que la economía sumergida suponía entre el 16 y el 20% del PIB no lo hizo "de forma irresponsable ni improvisada" y que dio esos datos con la "intención muy clara" de querer anunciar que el Gobierno iba a tomar medidas para solucionar el problema.

Sin embargo, señaló que le "preocupó mucho más" que Salgado, un día después, dijera que no hay datos oficiales al respecto y que la petición del PP para que comparezcan conjuntamente no es "para que se peguen", sino para aclarar si la actitud de Corbacho es de intentar solucionar problemas o si la de Salgado es "de no querer saber".

El portavoz del PNV, José Ramón Beloki, apoyó la propuesta del PP y subrayó la necesidad de que se hiciera "cuanto antes" para evitar "mayores tempestades". Desde el Grupo Mixto, la diputada Ana Oramas señaló que el Congreso "no está para careos" y que esta petición debe ser un "toque de atención " al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, para que coordine a los miembros de su equipo de gobierno.

Para Joan Ridao, de ERC, lo sustantivo es que en España hay fraude que muchos organismos estiman que se sitúa entre el 23 y el 25%, y que existe un "debate pendiente" pero no los términos de "careo" que plantea el Grupo Popular.

El portavoz de CiU, José Sanchez Llibre, consideró que lo más importante no es la comparecencia doble, sino establecer mecanismos para que los desempleados que no encuentran trabajo por la vía legal, no vayan a la economía sumergida.

Por su parte, el diputado socialista Pedro Muñoz alegó que "tiene dudas" de la legalidad de una comparecencia conjunta ya los miembros del Gobierno deben hacerlo en las Comisiones permanentes correspondientes y añadió que los "careos" sí están establecidos en la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que "no es el caso". Por ello, propuso otro tipo de careos "entre responsables de alguna comunidad autónoma y algún sastre" o entre la adquisición de coches de alta gama en relación con el impuesto de matriculación.