El 30% de la plantilla

Japan Airlines despedirá a 15.000 empleados por deuda

La mayor aerolínea japonesa, Japan Airlines (JAL), recortará unos 15.600 empleos, el 30% de plantilla, para hacer frente a sus deudas, según la agencia encargada del plan de rescate.

El recorte de empleos, superior a lo que se preveía anteriormente, se completará antes de abril de 2013 y podría ser anunciado la próxima semana por el fondo de inversión paraestatal encargado de reflotar empresas en riesgo (ETIC), responsable del plan de viabilidad de JAL. Según la agencia de noticias Kyodo, el ETIC ha determinado que las obligaciones y deudas exceden a los activos de la aerolínea en 860.000 millones de yenes (6.444 millones de euros).

La grave situación en la que se encuentra la aerolínea le obligará a declararse en bancarrota, lo que le permitirá dilatar o evitar el pago de hasta 730.000 millones de yenes en deudas (5.470 millones de euros). Además, el ETIC invertirá otros 300.000 millones de yenes (2.248 millones de euros) en la compañía paraestatal.

El plan que reformará profundamente la que fuera la primera aerolínea asiática incluirá el relevo de los principales puestos ejecutivos, entre ellos el del presidente, que podría pasar a manos de Kazuo Inamori, de 77 años y presidente honorario del gigante electrónico Kyocera. El ETIC reservará otro fondo para que la aerolínea siga operando a pesar de su situación de bancarrota, mientras que se espera que vuelva al beneficio operativo en el año fiscal 2012.

Asimismo, la misma entidad urgirá a JAL a que no acepte sendas ofertas de inversión de Delta Airlines y American Airlines, y que su implicación se limite a ser operativa y no de capital. El ETIC estima que la pérdida operativa de JAL para cuando finalice el actual año fiscal en marzo ascenderá a los 265.100 millones de yenes (1.982 millones de euros).