No precisó el valor de las entidades

Chávez nacionalizará dos de los pequeños bancos intervenidos esta semana

El presidente venezolano, Hugo Chávez, anunció hoy que nacionalizará dos pequeños bancos intervenidos esta semana por presuntas "irregularidades", que reabrirán sus puertas seguramente antes del 24 de diciembre.

Chávez dijo que su gobierno ha optado por "pasar al sistema financiero público a los bancos Confederado y Bolívar después de su rehabilitación y fortalecimiento", proceso que lleva a cabo una junta interventora.

Otros dos bancos cerrados, el ProVivienda y Canarias, se encuentran en proceso de liquidación y sus clientes iniciaron el miércoles los trámites para recuperar hasta 10.000 bolívares (unos 3.000 euros), monto garantizado por ley.

En Consejo de Ministros transmitido por la televisión estatal, Chávez no precisó el valor de las entidades intervenidas, cuyos activos son analizados por las autoridades, y sólo dijo que engloban a 160.000 clientes.

Reiteró que su gobierno garantiza los ahorros a los afectados por el cierre de esas cuatro entidades, que representan alrededor del 5% de las captaciones del sistema financiero venezolano.

En mayo pasado, Chávez nacionalizó el Banco de Venezuela, que compró al Grupo Santander por 1.060 millones de dólares, como parte de su intento de fortalecer el sistema público financiero y a través del cual se gestionarán los fondos a los ahorradores afectados.

"Aquí habrá hegemonía de la banca pública, vamos a crear todo un sistema financiero público", declaró el mandatario el miércoles al referirse a la crisis bancaria que afectado a esas cuatro entidades.

El presidente del Consejo Bancario Nacional, Víctor Gill, afirmó hoy que la banca privada venezolana "está cumpliendo sus obligaciones", por lo que "no tiene temores" por la advertencia del Gobierno de una eventual nacionalización del sector.

La patronal venezolana Fedecámaras insistió hoy en que el sistema financiero del país "es robusto y confiable", y llamó a la población "a mantener la calma" frente a esta crisis "puntual".