Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria

Ordóñez defiende el fondo de ayuda bancaria para dar liquidez "urgente"

Dice que el FROB incluye medidas "excepcionales" para las cajas

El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, defendió el viernes la capacidad del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB) de dar "la provisión urgente de liquidez a aquellas entidades que tengan vedado el acceso a la financiación del Banco de España -y por tanto del BCE- en atención a sus problemas de viabilidad".

El FROB cuenta con 99.000 millones de euros para este y el próximo año para otorgar recursos a las entidades en dificultades y para facilitar las operaciones de reestructuración de bancos y cajas, en las que se encuentran las fusiones tanto integrales como las virtuales. De momento, ninguna firma ha acudido a este fondo de ayuda, aunque se espera que en las próximas semanas varias cajas pidan dinero público al FROB para abordar sus procesos de fusión, como ya han anunciado. Ordóñez, que participaba en las jornadas sobre regulación bancaria organizadas por la Abogacía del Estado, incidió en que el FROB incorpora medidas "de naturaleza excepcional" con relación a los problemas de reestructuración de las cajas, que "no han sido inmunes" a las dificultades derivadas de la crisis financiera internacional.

En relación a las posibles trabas de la CE al FROB, el presidente de la CECA, Juan Ramón Quintás, advirtió que "España no puede permitir que sus entidades tengan peor trato que las demás. España debe evitar entrar de rodillas en el mercado financiero europeo. Es una ecuación pragmática y hay que buscar resultados buenos para esta ecuación". Quintás también aludió a las ayudas secretas de 68.000 millones de libras concedidas por Reino Unido a RBOS y HBOS.

El debate sobre el riesgo de los grandes bancos

El presidente de la CECA, Juan Ramón Quintás, afirmó en las mismas jornadas que las voces que advierten de los riesgos que pueden suponer los bancos demasiado grandes para el conjunto del sistema financiero "no son seres extraños de barba que lanzan cócteles molotov". Quintás, que aludía de esta forma a los activistas antiglobalización, especificó que entre aquellos que vislumbran riesgos procedentes del gran tamaño de las entidades para el sistema financiero y económico, en general, figuran autoridades como el Banco de Inglaterra.

El presidente de la AEB, Miguel Martín, calificó de "gran camelo" que los grandes bancos no puedan caer y destacó que lo importante es evitar que las quiebras de las entidades financieras no contagien al mercado, así como minimizar los costes para el sector.