Cierre de sesión

El dato de empleo de EE UU intenta en vano despertar al Ibex

El desempleo semanal en EE UU, en el mínimo del año, no ha conseguido despertar al Ibex 35 que, en línea con la evolución de los últimos días, ha despedido la sesión con un leve avance del 0,28% manteniéndose por encima de los 11.800 puntos. La temporada de presentación de resultados ha dado sus últimos coletazos. (Ver gráfico completo del Ibex)

EE UU ha dado hoy una buena noticia relacionada con el empleo: Las solicitudes de subsidio por desempleo bajaron en 12.000 peticiones durante la primera semana de noviembre, hasta 502.000 demandas, la cifra más baja desde enero. Sin embargo, este excelente indicador no ha logrado que el Ibex rompiera la espiral de apatía en la que está inmerso desde el comienzo de la semana, siendo incapaz de romper los 11.900 puntos. Así, el selectivo apenas ha subido un 0,28% hasta cerrar en 11.834 puntos.

La jornada, en cambio, ha dado más de si desde el lado empresarial en plena lluvia de resultados empresariales. A punto de terminar la temporada de beneficios, los expertos creen que las cuentas trimestrales de las empresas españolas pese a mejorar las previsiones de los analistas, no están sirviendo al selectivo para salir del amplio movimiento lateral, cuya banda de fluctuación oscila entre los 11.900 puntos y los 11.250.

Las cuentas del tercer trimestre no han conseguido sacar a la Bolsa de esta lateralidad. "Los primeros resultados si que lograron dar bandazos a algunas cotizaciones" recuerda Soledad Pellón, analista de IG Markets. Y es que tal y como explica Susana Felpeto, de Atlas Capital, antes de que comenzara la temporada de presentación de resultados, había una elevada expectación en el mercado sobre como iban a ser los beneficios, sobre todo los de los bancos.

TELEFÓNICA 6,76 1,15%
IBEX 35 9.261,40 0,96%

Semanas después y tras conocerse la mayoría de los beneficios trimestrales, a la Bolsa le hace falta algo más que buenos resultados para salir de su atonía. La analista de Atlas Capital cree que tendrán que venir buenos datos macroeconómicos tanto de Europa como de EE UU.

En el parqué, Iberia ha robado el protagonismo a empresas como Telefónica y Repsol que han presentado hoy los resultados de los nueve primeros meses del año. La aerolínea se ha disparado un 11,7% ante los rumores de que la fusión con British e Iberia iba a salir adelante hoy. Se especula incluso con la sede corporativa, que estaría en Londres, y con que el presidente sería Antonio Vázquez.

Por otro lado, la Bolsa ha aplaudido los resultados de Acciona. La constructora de la familia Entrecanales obtuvo un beneficio neto atribuido de 1.229 millones de euros durante los nueve primeros meses del año, lo que supone multiplicar por más de tres el del mismo periodo de 2008 gracias a las plusvalías conseguidas en la venta de su participación en Endesa. En caso de excluir extraordinarios, el resultado neto de la compañía de construcción, servicios y energía arroja un descenso del 17,3%, hasta 100 millones de euros.

Telefónica, por su parte, ha sido uno de los mejores de la jornada al cerrar la sesión con un avance del 1,2%. A pesar de haber pasado los resultados con un aprobado raspado, los analistas creen que la compañía se encuentra muy bien ubicada para aprovechar la próxima recuperación tanto de la economía europea como latinoamericana, y el previsible incremento de clientes le proporcionará mayor fortaleza en 2010. Tanto UBS como BBVA coinciden en señalar que para Telefónica lo peor ha pasado ya, en declaraciones a Efe.

Sabadell ha vuelto a colocarse entre los peores valores de la jornada después de que Unicredit saliera del capital de la entidad catalana. Sus acciones han perdido un 0,11% y ni siquiera se ha animado ante el cambio de recomendación de AlphaValue.

El resto de plazas europeas también ha vivido una jornada sin tendencia. París ha perdido un 0,1% al tiempo que Londres y Francfort han sumado leves avances.

En el mercado de divisas, El Banco Central Europeo (BCE) fijó este jueves el cambio oficial del euro en 1,4922 dólares.