Resultados trimestrales

Jazztel cierra un trimestre récord en altas de ADSL

La 'teleco' entra en beneficios por las plusvalías

Nada parece indicar en las cuentas de Jazztel que España pase por una de las peores crisis de la historia reciente. Pero la operadora ya alertó de que los problemas provocarían un acercamiento de los clientes a las compañías con precios más bajos en banda ancha y que ella se vería beneficiada. Así ha sido. Los meses de julio, agosto y septiembre, un periodo tradicionalmente malo para la contratación de ADSL, se han convertido en el mejor trimestre en la historia de Jazztel por número de clientes activos de banda ancha.

Esta cifra subió en 47.702 líneas, lo que lleva el total por encima del medio millón. Eso significa que en sólo tres trimestres, la compañía ha llegado a la parte alta de la previsión de clientes para el año, todo un logro para una empresa poco acostumbrada a cumplir sus planes de negocio.

Jazztel tampoco suele frecuentar los números negros en la última línea de la cuenta de resultados, pero en el tercer trimestre ha hecho una excepción. Esta vez no hay pérdidas, sino beneficios de 20,9 millones. Eso sí, se deben a las plusvalías generadas por la recompra de su deuda en bonos a un precio inferior al de emisión. En el cuarto trimestre, los números volverán a ser rojos; los beneficios verdaderos no están previstos hasta la segunda parte de 2010.

MÁS INFORMACIÓN

Crecimiento en ingresos

La buena marcha en captación de clientes ha venido acompañada de un fuerte crecimiento en ingresos, pero a menor ritmo del inicialmente calculado. æpermil;sa es la razón de que exista un desfase entre el cumplimiento de las previsiones en abonados y en facturación. Mientras que la primera está superada, la segunda necesita un buen cuarto trimestre para ser lograda.

Las explicaciones son dos. La primera es que las ofertas de Jazztel han sido más agresivas de lo que se pensó al iniciar el año. El mercado ha disparado su competitividad y la compañía ha tenido que reducir sus precios. El segundo motivo es la promoción de banda ancha de verano. Ninguno de los nuevos clientes ha pagado en ese periodo, pero comenzarán a hacerlo ahora, lo que en teoría elevará los ingresos del cuarto trimestre y permitirá cumplir la previsión.

El mismo razonamiento sirve para el Ebitda, que necesita que los clientes lleven cierto tiempo abonados para empezar a repuntar.

Todo ello ha repercutido en su cuota de mercado de banda ancha, que ha subido del 4,9% al 5,4%, ya que Jazztel ha captado el 38% de las altas, según sus estimaciones.