Automoción

Figueruelas convoca protestas por los planes de Magna para Opel

El comité de empresa de la planta de Opel en Figueruelas (Zaragoza) acordó ayer convocar una manifestación el próximo sábado, día 19, contra los planes de Magna. Los representantes sindicales reclamaron el apoyo de los ciudadanos para esta primera jornada de protesta.

La marcha recorrerá el centro de la capital aragonesa a partir de las 12 del mediodía.Todas las fuerzas sindicales apoyan el lema "Opel y auxiliares:por un plan industrial viable. Significa empleo y futuro para Aragón", que encabezará la manifestación. La planta zaragozana emplea a 7.000 personas.

El presidente del comité, José Juan Arcéiz, subrayó que "se trata de un primer aviso, ya que, si Magna persiste en su actitud de recortar productividad y empleo en los términos anunciados, habrá respuestas más contundentes". La próxima semana están previstas varias reuniones entre Magna y representantes de los trabajadores a nivel europeo. La secretaria del comité de empresa, Ana Sánchez, manifestó que "Figueruelas ha asumido el compromiso de elaborar un calendario de huelgas, en el caso de que la empresa mantenga sus planes sobre la fábrica". Magna ha fijado un volumen de producción de 320.000 vehículos al año, lo que implica un recorte de 1.640 empleos, además de desviar trabajo a Alemania.

El ministro de Industria, Miguel Sebastián, se reunió ayer con los consejeros de Economía y de Industria del Gobierno de Aragón, Alberto Larraz, y Arturo Aliaga, y representantes sindicales para actuar coordinadamente en defensa de la planta de Figueruelas. Aliaga manifestó a CincoDías que "Magna no podrá llevar adelante su plan sin el acuerdo con los trabajadores y un paquete financiero adecuado al proyecto, tal como subrayó la propia General Motors en su recomendación de venta. Nuestra postura común es que los compromisos y las ayudas estarán supeditadas a la articulación de un plan que tenga en cuenta las fortalezas de Figueruelas y reduzca al máximo posible los impactos sobre el empleo". "Las cuestiones decisivas están por negociar todavía y nos oponemos frontalmente a la fijación de unos volúmenes de producción que cuestionen la rentabilidad de la fábrica a medio plazo", añadió.

Los representantes sindicales informaron de las movilizaciones acordadas y adelantaron el rechazo a la participación del 10% de la nueva Opel asignado a los trabajadores,así como a cualquier plan de ahorro "en tanto se mantengan los planes actuales sobre Figueruelas". En la nueva Opel, Magna asumiría la propiedad del 55%, frente al 35% de General Motors.

El presidente de Aragón, Marcelino Iglesias, recordó que "esta comunidad fue la primera en apoyar efectivamente la viabilidad de la nueva Opel con un aval de 200 millones. Pero nuestra ayuda no se dará a ciegas, sino exigiendo el mantenimiento del empleo y el reconocimiento de una planta modélica".

Fundamentos del plan

Iglesias subrayó: "Magna debe explicar los fundamentos de un plan que propone la supresión de miles de empleos, incluido el cierre de alguna planta y mostró su sorpresa por el hecho de que el Gobierno alemán haya reclamado repartir lo que cada país debe pagar, "sin saber todavía cuánto le corresponde a cada uno ni las ayudas que están dispuestos a conceder, ya que estarán condicionadas por el tratamiento dispensado a cada una de las plantas y, sobre todo, por la credibilidad del plan industrial".El presidente aragonés reclamó "un poco de paciencia, porque todavía hay muchos flecos pendientes".

Discusión en la cumbre europea

La reestructuración de Opel será un "tema de discusión" en la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea que hoy se celebra en Bruselas, según el presidente de la región flamenca, Kris Peeters. Se trata de la mayor operación en el sector del automóvil realizada en Europa y con muchos países afectados, lo que justifica esta atención.

El político flamenco ha subrayado que la comisaria europea de la Competencia, Neelie Kroes, ha ofrecido garantías de que el dossier de la compra de Opel y las ayudas ofrecidas por Alemania "serán examinados de forma muy estricta".

El presidente del comité Europeo de Opel, Klaus Franz, ha reiterado su apoyo a Merkel, ante las críticas recibidas por la mandataria alemana. El sindicalista subrayó que "si las plantas de Opel en Europa, incluidas las de países críticos como España y Reino Unido, continúan abiertas es por el crédito puente ofrecido por Alemania".

Desviar producción

La secretaria general de Industria, Teresa Santero, afirmó ayer que la propuesta presentada por Magna de trasladar parte de la producción de Figueruelas hacia la planta alemana de Eisenach "no tiene sentido". Magna prevé desviar producción del Corsa.