Textil

El beneficio de Inditex se resiente pero sus ventas repuntan por las aperturas

El beneficio de Inditex se ha reducido un 8,3% durante la primera mitad de su ejercicio. Sin embargo, sus ventas sí han resistido el efecto de la crisis, repuntando un 6,5% gracias a las nuevas aperturas. El grupo gallego mantiene sus planes de inversión para lo que queda de año y prepara el desembarco en la red de Zara para finales de 2010.

Luces y sombras. Inditex ha cerrado el primer semestre de su ejercicio fiscal con un volumen de ventas de 4.860,5 millones de euros, es decir, un 6,5% más que en el mismo periodo del año anterior. Una cifra que deja satisfechos a los directivos de Arteixo, a pesar de que el resultado neto sí ha notado el efecto de la crisis. Hasta el 31 de agosto, el grupo textil redujo su beneficio un 8,3%, situándolo en los 375,81 millones.

Su consejero delegado, Pablo Isla, destacó en una conferencia con analistas que la firma española sigue consolidando su internacionalización y ampliando su presencia más allá de su buque insignia, Zara. En la primera mitad del año, Inditex ha abierto las puertas de 166 establecimientos en 35 países. Estas aperturas han permitido el alza de ingresos, ya que en superficie comparable (las tiendas que llevan abiertas más de un año) las ventas se han reducido un 2%. Sin embargo, Inditex prevé cerrar el ejercicio con ventas comparables positivas, según apuntó Isla a los inversores. Inditex también adelantó que, entre el 1 de agosto y el 14 de septiembre las ventas en tienda han repuntado un 9%.

Además, la segunda mitad del año va a concentrar gran parte del plan de expansión del grupo. Sus intenciones pasan por abrir en estos seis meses más de 280 tiendas, para lograr el objetivo de 450 nuevos establecimientos en 2009. Para ello, mantiene sus planes de inversión que este año ascienden a 600 millones de euros.

Inditex repuntó ayer en Bolsa un 5,05% y alcanzó su máximo anual. Sus acciones cerraron la sesión a 40,58 euros.

INDITEX 27,72 -1,35%

Zara entrará en la venta online

Aprovenchando la presentación de sus resultados semestrales, Inditex anunció el desembarco en la red de Zara, que aporta más del 64% de su facturación. Era una de sus asignaturas pendientes y dejará de serlo en 2010, cuando lance la venta online de su colección otoño-invierno. Hasta ahora Inditex solo vendía en la red los productos de su división de hogar, Zara Home. Y por el momento no hay planes a corto plazo más allá de Zara. Isla no quiso desvelar el calendario concreto, ni los resultados que el grupo prevé obtener a través de este nuevo canal de venta. Tan sólo indicó que no cree que la red "canibalice" las ventas en tienda. Por el momento, la distribución online está prevista en España, Francia, Alemania, Reino Unido, Italia y Portugal y, progresivamente, irá incorporando el resto de mercados.

El grupo reduce gastos en todas las partidas

Es un año para apretarse el cinturón. La compañía textil gallega mantiene intactos sus planes de expansión, pero la crisis también la ha obligado a replantearse su estrategia y a recortar gastos. Su consejero delegado confirmó ayer que mantiene intacto su plan de ahorro de costes que asciende a 75 millones de euros a lo largo del ejercicio. "Es ambicioso, pero realizable", asumía Pablo Isla.

Se trata de un plan de recorte de gastos que ha alcanzado a todos los niveles del grupo, desde los costes de personal al precio de sus locales comerciales. "A todos los niveles, formatos y países", recalcaba Isla.

En cuanto al impacto de la crisis en España, su director de mercados de capitales, Marcos López, aseguró a los inversores no percibir mayores deterioros en las ventas en España. æpermil;ste sigue siendo su principal mercado, ya que aporta más del 31% de los ingresos. Sin embargo, su importancia relativa se va reduciendo, ya que un año antes concentraba el 34,8% de las ventas.

En cuanto a divisiones, sólo Zara Home ha reducido su volumen de ventas, en concreto un 7% (hasta 94 millones de euros). Los de Zara crecieron un 5% (3.123 millones). Muy por detrás quedan el resto de enseñas. La que más creció en el semestre fue Stradivarius, que elevó su facturación un 26% (318 millones), aunque la segunda que más caja genera es Bershka (511 millones, un 18% más que hace un año).