Crisis

La reforma financiera tal vez no pueda evitar otro Lehman

La principal lección que dejó Lehman a los gobiernos es clara: regular contra cualquier crisis futura es inútil. Pese que se han hecho reformas en el sector financiero, nada garantiza que se pueda evitar otra quiebra como la de Lehman.

Los líderes del grupo G20 de las naciones más importantes del mundo prometieron en abril de este año fortalecer la supervisión financiera. Pero algunos de los líderes se quejaron abiertamente de que las reformas son demasiado lentas o tímidas. Existe un gran consenso respecto a las principales lecciones aprendidas del colapso de Lehman y la crisis del crédito, que obligó a las naciones a usar más de un billón de dólares de los contribuyentes para rescatar a la banca.

El G20 reconoció públicamente la necesidad de observa detenidamente los riesgos en todo el sistema financiero, no solo dentro de algunos mercados o instituciones individuales. Esto, así como las medidas adoptadas en todo el mundo para que los bancos tengan más capital de reserva, posiblemente limite el alcance de las crisis futuras.

El G20 también quiere regular a las agencias calificadoras de crédito, de manera de evitar conflictos de intereses que distorsionen su juicio; supervisar a los fondos de cobertura; y acotar los generosos bonos otorgados a los banqueros, los que podían alentar la toma de riesgo salvaje en los mercados. Pero transformar en medidas las lecciones aprendidas de Lehman ha sido difícil, debido en parte a que los gobiernos parecen estar perdiendo su apetito por grandes y controvertidas reformas en momentos en que las economías están comenzando a revivir, y los cambios parecen menos urgentes.

El legado de Lehman podría, por lo tanto, transformarse en una reforma parche de los regímenes nacionales y regionales, más que un nuevo conjunto de normas mundiales comunes a toda prueba. Los reguladores podrían actuar más agresivamente para limitar los daños de los colapsos financieros y evitar que se propaguen a todo el mundo, pero los colapsos seguirán ocurriendo.