Conflictos entre compañías

La crisis aumenta las mediaciones entre empresas al ser más rápidas y baratas

La crisis ha hecho que aumenten los conflictos entre empresas y con ello el número de mediaciones, una solución extrajudicial rápida y económica que puede reducir hasta ocho veces el coste que conllevaría un procedimiento judicial.

Así, en 2008 las mediaciones crecieron el 41,1% respecto al año anterior y sumaron 961 casos, según datos del Consejo Superior de Cámaras de Comercio, recogidos en el último informe anual del Consejo General del Poder Judicial.

Según la presidenta de la Asociación de Mediación de Madrid, Ana Criado, la actual coyuntura económica ha repercutido en un aumento de este tipo de resolución de conflictos, donde las partes negocian una salida consensuada con la intervención de un mediador, sin tener que acudir a los juzgados.

Criado explicó que las mediaciones suponen un "ahorro en abogados y procuradores", por lo que en tiempos de crisis, las empresas tienden a "abaratar costes". Dijo que las empresas de servicios son las que más acuden a este tipo de actos de conciliación, ya que ante problemas contractuales con sus proveedores, la mediación les garantiza poder mantener una buena relación empresarial con su cliente.

En el mismo sentido se pronunció otro conocedor de las mediaciones entre empresas, el gerente de la Cámara de Comercio de Alemania en España, Walther Von Plettenberg, al asegurar que "las mediaciones comerciales no dañan la imagen corporativa de las empresas en lidia, en contra de lo que sí ocurre con los laudos o las sentencias judiciales".

Von Plettenberg también valoró la "eficacia" de estos procedimientos extrajudiciales porque suponen "ahorro de tiempo y costes". Así, apuntó que mientras la resolución de una mediación por importe de 6 millones de euros podría suponer un coste de 8.000 euros, el mismo caso resuelto con otra fórmula elevaría esta cifra hasta los 36.000 euros.

Durante la presentación de un nuevo servicio de mediación comercial de esta Cámara de Comercio, apuntó que la crisis económica está generando una sobrecarga en los juzgados que hace que se extiendan los plazos de resolución en el tiempo y sea "especialmente lesivo" en el caso de que la empresa demandante necesite recursos de forma rápida.

En este sentido, explicó que la mayor parte de los conflictos por los que las empresas acuden actualmente a las mediaciones son por "problemas de impagos, de liquidez o por incumplimientos contractuales".

Asimismo, valoró la elevada "tasa de acuerdo" que tienen estos procedimientos, ya que "más de la mitad de los conflictos entre empresas que se someten a mediación se resuelven". Estas son algunas de las razones, por la que indicó que la Cámara de Comercio alemana en España ha abierto este servicio profesionalizado de mediación, en Madrid y en Barcelona.

En la actualidad hay más de 1.100 empresas alemanas implantadas en España y las 100 mayores facturan cerca de 36.000 millones de euros al año, "lo que da pie a conflictos de intereses", señaló Von Plettenberg.

Además, puntualizó que el objetivo de la Cámara alemana es implantar una "conciencia social y empresarial" sobre las ventajas de las mediaciones comerciales, sobre todo frente a la nueva directiva europea que será traspuesta al ordenamiento español en 2011.

Esta directiva establecerá la mediación como procedimiento para resolver asuntos civiles y mercantiles así como problemas transfronterizos entre ciudadanos de la Unión Europea e incluirá la obligación de que los jueces "recomienden" este sistema como primer paso para la resolución de conflictos.