Tarifas

La luz puede costar 28 euros anuales menos en el mercado libre, según la CNE

Un consumidor tipo de electricidad puede ahorrar hasta 28 euros anuales si acude al mercado libre y no se acoge a la tarifa eléctrica de último recurso (TUR), la única que fija el Gobierno desde el pasado 1 de julio, según un estudio comparativo elaborado por la Comisión Nacional de Energía (CNE).

Esta es una de las conclusiones que se derivan del análisis que la CNE ha hecho de las ofertas de suministro de electricidad y gas natural que las empresas comercializadoras ofrecen a los consumidores en el mercado liberalizado.

Un estudio que el organismo que preside Maite Costa ha considerado "oportuno" realizar para facilitar así tanto la comparación de los precios como las necesidades de consumo de dichos consumidores.

En este sentido, el Consejo de la CNE explica que el objetivo de este análisis de precios es ayudar a que el consumidor elija la oferta que mejor se adapte a sus necesidades después de comparar tanto las ofertas de gas como de electricidad.

En el caso de la electricidad, un cliente tipo que consuma anualmente 8.000 Kilovatios de electricidad -lo que según la CNE se corresponde a una vivienda con consumo de alumbrado, cocina eléctrica, otros electrodomésticos, y aire acondicionado- puede ahorrar hasta 28 euros en su factura anual si acude al mercado libre y no a la TUR.

Por su parte, un consumidor medio de gas natural, con un gasto anual de 8.000 kilovatios hora, es decir, una vivienda con calefacción, puede ahorrar hasta 16 euros en su factura anual de gas natural si acude al mercado libre.

A la tarifa de último recurso pueden acogerse desde el pasado 1 de julio aquellos consumidores que tengan contratada una potencia de hasta 10 kilovatios, y sólo se puede contratar a través de filiales de los cinco grandes grupos eléctricos: Iberdrola, Endesa, Unión Fenosa, HC Energía y E.On.

Por otro lado, la CNE recomienda que el informe de la actividad de la Oficina de Cambio de Suministrador (OCSUM), entidad que supervisa el cambios de compañía de electricidad o gas por parte de los consumidores, debe contener información mas homogénea de las solicitudes recibidas y tramitadas en el cambio de suministrador, para garantizar así una supervisión adecuada.