Inmobiliario

Francia obliga a Metrovacesa a comprar un edificio en París

El Tribunal de Grande Instance de París ha dictado una sentencia por la que obliga a Metrovacesa a comprar un edificio de la capital francesa por un importe de 85 millones de euros en concepto de precio y a pagar cinco millones más como penalización, informó el viernes la empresa.

La resolución judicial es susceptible de apelación y la inmobiliaria está estudiando la posibilidad de interponer el correspondiente recurso. En tanto, el referido tribunal mantiene embargadas parte de las acciones de Gecina que actualmente controla Metrovacesa (seis millones de títulos, representativos del 9,6% del capital de Gecina, del total de 26,9% que la española tiene en la patrimonialista gala de la que es segundo máximo accionista).

La sentencia es fruto del contencioso que Metrovacesa mantiene con la firma G2 Asset Management, una gestora de activos inmobiliarios, en relación con la compraventa de un inmueble, ubicado en la Avenue Grande Armée de la capital francesa.

METROVACESA 6,60 -0,30%

Demanda

La inmobiliaria española compró el edificio, pero tras firmar el contrato conoció circunstancias sobre el activo que le aconsejaron pedir la rescisión del mismo. El vendedor del inmueble demandó a la compañía española y, en el marco del proceso judicial abierto, el juez encargado del caso ordenó un embargo temporal de los activos de Metrovacesa en Francia (su participación en Gecina). En un principio, el embargo afectó a toda la participación y posteriormente se levantó gran parte del mismo.

Metrovacesa, que sigue siendo uno de los principales accionistas de la francesa Gecina, cerró el viernes en Bolsa a 15,79 euros por acción, sin marcar ningún cambio respecto a la jornada anterior.