Concurso de acreedores

Grupo SOS se personará en los procesos concursales de las sociedades de la familia Salazar

El juez ha declarado en concurso voluntario hasta el momento a las sociedades Alván, Corporación Industrial 14, Carranza Gestión Patrimonial y Unión de Capitales, a través de las que la familia Salazar participa en SOS y Martinsa-Fadesa, entre otras empresas.

No obstante, podría haber más entidades involucradas y estar pendientes de admisión a trámite por el juez otras sociedades además de estas cuatro, según las mismas fuentes.

Con el procedimiento concursal, equivalente a la antigua suspensión de pagos, los ex ejecutivos de SOS podrían estar buscando retrasar la ejecución de acciones aportadas en garantía en diversos préstamos.

Ahorro Corporación, UBS Bank y un sindicato bancario formado por trece entidades ya han comenzado a ejecutar estas garantías, de manera que los hermanos Salazar han reducido su participación en SOS hasta alrededor de un 19,5%.

La destitución de ambos ejecutivos se precipitó después de trascender que habían transferido en torno a 230 millones de euros de SOS a sociedades vinculadas a su familia.

"Apropiación continuada"

La compañía comunicó hoy a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) la presentación el pasado 8 de junio de una querella contra los hermanos Salazar y otras personas y entidades, así como su admisión a trámite el pasado viernes por el Juzgado de Instrucción número 4, que ha incoado diligencias previas para la investigación de los hechos y la determinación de las eventuales responsabilidades.

La denuncia se interpuso por los supuestos delitos de apropiación indebida "continuada y agravada por la cuantía de las cantidades defraudadas", en relación con los fondos "distraídos" de la sociedad, "fraudulentamente dispuestos"; y por estafa, en relación con los documentos simulados otorgados en perjuicio de la sociedad.

Asimismo, se les imputa el supuesto delito de imposición "fraudulenta" de un acuerdo basado en una información "falseada" a los consejeros que aprobaron el acuerdo del consejo de administración del 27 de febrero de 2009, en referencia a la ratificación de un crédito de 212 millones de euros a la sociedad Cóndor Plus (hoy Pahes Desarrollo Empresarial), ligada a la familia Salazar. SOS también denunció delitos relativos al mercado y los consumidores, por uso de información privilegiada.