Materias primas

La UE y la OPEP coinciden en que los precios del crudo no pondrán en peligro la recuperación

La Unión Europea (UE) y la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) coincidieron hoy en que los actuales precios del crudo (en torno a los 70 dólares por barril) no pondrán en peligro la recuperación de la economía mundial.

Así lo dijeron hoy en Viena el comisario europeo de Energía, Andris Piebalgs, y el secretario general de la OPEP, Abdullah El Badri, al tiempo que expresaron su esperanza de que con los precios actuales también se pueden garantizar las inversiones en el sector.

En rueda de prensa tras una reunión del llamado 'Diálogo de Energía' entre la UE y la OPEP, El Badri estimó que "hasta un precio de 80 dólares (por barril) no hay peligro para la recuperación de la economía mundial".

"La OPEP no cree que con un precio de entre 50 y 55 dólares por barril no se pueda invertir (en el sector) y garantizar más oferta una vez que se recupere el mercado", agregó el secretario general del grupo de doce países que controlan juntos cerca del 40% de la producción mundial de crudo.

Piebalgs, por su parte, precisó que "70 dólares por barril no impiden la recuperación de la economía mundial, al mismo tiempo que es un precio decente para poder seguir invirtiendo".

El presidente de turno de la OPEP y ministro angoleño de Petróleo, Jose Maria Botelho de Vasconcelos, calificó de "confortable" el nivel actual de los precios, si bien abogó por lograr que suban aún un poco más, hasta los 80 dólares el barril.

Los participantes de la sexta edición del diálogo UE-OPEP, una cita anual que alterna Bruselas y Viena, coincidieron además en la necesidad de limitar el impacto de la especulación financiera en los precios del crudo, y conseguir así una menor volatilidad y mayor estabilidad en los mercados. Piebalgs destacó en este contexto la necesidad de mejorar la regulación del sector financiero.

Los precios del petróleo se han duplicado desde febrero pasado, aunque se encuentra muy por debajo de los niveles récord alcanzados en julio de 2008, cercanos a los 150 dólares por barril, tras una escalada que, según recordó hoy El Badri, nunca se debió a una falta de oferta de parte de los países petroleros, sino claramente a la especulación en el mercado.

"La OPEP alertó que había una burbuja de especulación. Necesitamos alguna regulación (del mercado), no sólo para el petróleo sino para todas las materias primas", advirtió.

Asimismo el vicepresidente de la OPEP y ministro ecuatoriano de Minas y Petróleo, Germánico Pinto, resaltó el efecto nocivo de una especulación excesiva sobre los precios de la energía.

"No queremos especulación", señaló Pinto en rueda de prensa, mientras que en posteriores declaraciones resaltó la importancia de la reunión de hoy para buscar mecanismos que mejoren la situación del sector petrolero.

"Lo que pasó hoy es muy importante porque permite que nos sentemos a mirar lo que sucede, y a partir de ahí buscar mecanismos que permitan efectivamente encontrar soluciones a la seguridad de oferta que requieren los países consumidores, y por otro lado a las inversiones para sostener esa oferta que requerimos los países que producimos", señaló el ministro ecuatoriano.

Por otro lado, Badri aseguró que los problemas sociales actuales en Irán tras las recientes elecciones no están afectando los suministros petroleros del país persa, y afirmó que la OPEP tiene en estos momentos suficiente capacidad para cubrir la creciente demanda que se espera para cuando la economía mundial vuelva a crecer.