Transportes

Las aerolíneas del puente aéreo atacan al AVE regalando el parking

Spanair regala desde ayer el aparcamiento en los aeropuertos de Madrid y Barcelona a sus clientes en clase de negocios que vuelen entre ambas ciudades. La aerolínea quiere sacar ventaja de las limitaciones del parking del AVE en las estaciones de Atocha y Sants. Sus rivales Iberia y Air Europa barajan una solución semejante.

La nueva Spanair despega con fuerza y ataca al tren de alta velocidad donde más le duele: en la línea Madrid-Barcelona. El AVE vende puntualidad, comodidad de embarque y, sobre todo, que deja a sus pasajeros en el centro de la ciudad. Todo un torpedo en la línea de flotación del puente aéreo, que mantiene un 53,9% de cuota en esa ruta frente al 46,1% del AVE, que se estrenó en febrero de 2008. Sin embargo, la oferta del AVE tiene un punto débil en la escasez de aparcamientos para los vehículos privados de sus pasajeros en las cabeceras de línea: las estaciones de Madrid-Atocha y Barcelona Sants. Y por este flanco han empezado a atacarle sus principales competidoras.

Atocha cuenta con 965 plazas de aparcamiento para el tren de alta velocidad y con una bolsa de 130 taxis. La estación de Sants, en el centro de Barcelona, tiene 960 plazas de aparcamiento, y 140 plazas de taxi. Estas cifras contrastan con las 21.000 de Barajas (la bolsa de taxis es de 1.200) y las 13.000 de El Prat (la bolsa de taxis es de 600).

"Dejar el coche en la estación cuando se va a tomar el AVE es un problema todos los días, pero los martes, miércoles y jueves la situación se hace imposible porque el parking de Atocha está repleto desde las 7 de la mañana", dice uno de los operadores de aparcamiento en esta estación. En Sants la situación no es mejor y para tomar un taxi en las horas punta hay que armarse de paciencia.

A partir de las 7 horas de la mañana el aparcamiento de la estación de Atocha suele estar completo

Spanair inaugura su nueva etapa bajo el control de capital catalán planteando batalla en la ruta Madrid-Barcelona. Desde ayer regala dos días de aparcamiento en los aeropuertos de Barajas y de El Prat a aquellos pasajeros que viajen con billete de ida y vuelta en clase business. También da gratis un día de aparcamiento en ambas terminales a los clientes que tengan billete de ida y vuelta en clase Avant. Entre las dos categorías engloba al 20% de sus pasajeros que vuelan de Madrid a Barcelona y viceversa.

Para hacer realidad esta oferta la aerolínea que controla Iniciatives Empresarials Aeronàutiques (Ieasa) y gestiona SAS, ha llegado a un acuerdo con AVIP, entidad participada a partes iguales por la gestora de aparcamientos Arbepa y la concesionaria de infraestructuras Cointer (Grupo Azvi), para tener acceso a sus aparcamientos durante un año prorrogable. Esta última cuenta con 1.000 plazas entre las Terminales 1 y 2 de Barajas y otras 500 en la T4. AVIP goza de una concesión de AENA que le permite llegar a pactos especiales con aerolíneas y agencias de viaje. De hecho, mantiene contactos con Iberia desde hace cuatro meses y los tiene planificados con Air Europa con la intención de cerrar un acuerdo semejante.

Spanair opera unos 750 vuelos a la semana entre la capital y la Ciudad Condal. Sus usuarios de Business y Avant pueden entrar ahora en el aparacamiento de Barajas y de El Prat sin que les suponga un sobrecoste en el billete. La que paga es la propia aerolínea tras negociar un descuento.

De este modo, la plaza para el coche del usuario del puente aéreo se suma a ventajas como el acceso a salas VIP de Star Alliance, mostradores de facturación reservados, prioridad en listas de espera en vuelos, etcétera.

Un ahorro de 60 euros por día

Las tarifas oficiales que mantiene AVIP en Barajas van de los 60 euros por una jornada de aparcamiento en el parking VIP a los 300 euros que cobra por custodiar un vehículo durante un mes. El ahorro para los pasajeros en clase de negocios que se acojan a la oferta de Spanair, o de las otras aerolíneas cuando las implanten, es importante ya que un billete de puente aéreo en clase de negocios ronda los 300 euros. AVIP cuenta con plazas en las terminales 1, 2 y 4 del aeropuerto de Madrid Barajas. En base a la situación de depresión por la que atraviesa el sector aéreo, esta primavera ha rebajado sus precios hasta los 23 euros las primeras 24 horas. Air Europa, Iberia, Spanair, Finnair, Halcón Viajes, Carrefour o Viajes Iberia son algunas de las entidades que han firmado algún tipo de contrato con AVIP para traducirlo en ofertas a sus clientes.

En estos momentos la situación del aparcamiento de vehículos privados en los aeropuertos de Madrid y Barcelona está controlada y son las estaciones del AVE, Puerta de Atocha y Sants, las que tienen un problema agudo de carencia de plazas. Sin embargo, hace 15 años las terminales áreas, espacialmente las de Barajas, planteaban graves problemas a los usuarios del avión cuanto estos querían acceder al aeropuerto con su coche particular. Fue a comienzo de la década de los noventa cuando se creo la empresa Parking VIP. Sus promotores contrataban a conductores que recogían los vehículos en la puerta del aeropuerto previa solicitud del cliente y lo entregaban cuando este regresaba de su viaje. La firma, competidora de AVIP en Barajas, tiene ahora gran éxito en Atocha dada la imposibilidad de conseguir plaza de parking en las horas punta.

Las cifras

965 es el número de plazas de aparcamiento que tienen las estaciones madrileñas de Atocha y la barcelonesa Sants.

20% de los pasajeros de Spanair vuelan entre Madrid y Barcelona en las clases Business y Avant.

46% es la cuota de mercado que el AVE ha quitado al puente aéreo en el primer año de operación Madrid-Barcelona