Economía

China y la industria europea piden a Bruselas eliminar aranceles al calzado

Representantes de la industria del calzado europeo y el ministro chino de Comercio, Chen Deming, insistieron hoy en reclamar a la Comisión Europea la abolición de los aranceles contra la competencia desleal en este sector.

Tras un encuentro en Bruselas, la FESI (siglas en inglés de la Federación Europea de la Industria de Bienes Deportivos) y el responsable chino expresaron su "preocupación conjunta" acerca de las citadas tasas, según afirma la federación en un comunicado.

Deming mantuvo hoy varios encuentros con altos responsables comunitarios, y por último se entrevistó con los representantes de la industria del calzado europea.

El ministro chino y la FESI discutieron los efectos de los aranceles en la economía china y la europea, tasas que según dicha federación "han sido condenadas por los consumidores europeos, importadores y distribuidores, así como rechazadas por la mayoría de los estados miembros".

Deming se mostró "listo para trabajar con la UE con vistas a poner en marcha medidas eficaces contra el proteccionismo", según la FESI.

Por su parte, el presidente de la federación, Horst Widmann, recalcó que "una clara mayoría de estados miembros votaron el año pasado contra la extensión de las tasas" sobre las importaciones de calzado de China y Vietnam.

Desde 2006, la CE aplica aranceles sobre los zapatos de cuero fabricados en China (16,5%) y Vietnam (10%) como medida de castigo por el "dumping" (venta por debajo del coste) de ambos países.

En 2008, Bruselas inició una revisión de estos aranceles para analizar el impacto sobre el mercado europeo que tendría su abolición, y que en la práctica significó que se seguirían aplicando los gravámenes entre 12 y 15 meses.

La EFA (Alianza Europea de Calzado, de sus siglas en inglés), una organización paraguas del sector en la que se integra la FESI, expresó su deseo de que la revisión acabe "lo antes posible", aunque también se mostró "preocupada" por la lentitud con la que ésta se desarrolla, según explicaron a Efe fuentes de dicha organización.

El mantenimiento de los aranceles sólo es respaldado por "unas pocas" compañías en toda la UE, afirmaron las mismas fuentes.

La FESI representa a unas 1.800 compañías europeas del sector del calzado, entre las que encuentran algunas españolas.