Finanzas

Bruselas propone un registro obligatorio de los gestores de 'hedge funds'

La Comisión Europea propuso hoy un registro obligatorio de los gestores de fondos de inversión de alto riesgo ('hedge funds') y un refuerzo de la supervisión de sus actividades con el objetivo de hacer frente a "los riesgos sistémicos creados por la falta de transparencia y el excesivo apalancamiento", según explicó su presidente, José Manuel Durao Barroso.

La iniciativa de Bruselas chocó de inmediato con el rechazo de los socialistas europeos, que reprochan al Ejecutivo comunitario que su propuesta es insuficiente. Los socialistas criticaron especialmente que Bruselas se haya limitado a regular a los gestores de los fondos y no a los fondos mismos. También afirmaron que la norma no garantiza suficientemente la transparencia en la actuación de los 'hegde funds'.

La propuesta del Ejecutivo comunitario trata de llevar a la práctica los acuerdos alcanzados en la cumbre del G-20 de Londres para que ningún instrumento financiero escape a la regulación. Barroso destacó que se trata de la primera iniciativa a nivel mundial para regular los 'hedge funds' y dijo que la UE debe asumir el liderazgo y lograr que otros países se sumen.

La norma sólo se aplicará a los gestores de 'hedge funds' con una cartera de más de 100 millones de euros, un umbral más estricto que el que la Comisión manejaba inicialmente de 250 millones. Para los gestores que no recurran al apalancamiento el límite para escapar a la regulación será más alto, de 500 millones, por considerarse que no plantean un riesgo sistémico.

Los gestores de 'hedge funds' deberán registrarse en la UE y estarán sujetos a supervisión y a controles estrictos, según explicó el comisario de Mercado Interior, Charlie McCreevy, que hasta ahora se había opuesto a regular los fondos de alto riesgo. Los supervisores tendrán todos los poderes necesarios para intervenir en caso de que el apalancamiento de los fondos suponga una amenaza para la estabilidad del mercado financiero.

Los gestores que cumplan estos requisitos tendrán derecho a gestionar y vender fondos no sólo en su propio país sino en toda la UE. La introducción de este "pasaporte europeo" supondrá una "contribución importante" para desarrollar el mercado interior, explicó McCreevy.

Caballo de Troya

Tres años después de la entrada en vigor de esta directiva, los gestores autorizados podrán vender también fondos de alto riesgo de países terceros. Francia había criticado esta disposición antes de su publicación definitiva por considerar que se trata de un 'caballo de Troya' que permitirá entrar en la UE a 'hedge funds' sometidos a requisitos regulatorios menos estrictos.

Sin embargo, el comisario de Mercado Interior aseguró que la comercialización de estos fondos 'offshore' estará sometida a requisitos estrictos en materia de regulación, supervisión y cooperación, incluso en materias fiscales. A su juicio, ello supondrá un incentivo para que los paraísos fiscales se ajusten a las exigencias de la UE. Hasta que entre en vigor esta disposición, los 'hedge funds' podrán seguir comercializándose en los países que ya lo permiten.

McCreevy repitió que los 'hedge funds' no han tenido ninguna responsabilidad en la crisis financiera y defendió su utilidad para proporcionar financiación a las empresas.