_
_
_
_
_
Análisis de valores

La paradoja de las cuotas de la CAM

Ganan el 1% en el año, pese al desplome de los bancos en Bolsa y los riesgos de las cajas de ahorros.

Las cuotas participativas de la Caja de Ahorros del Mediterráneo, las únicas de su especie presentes en la Bolsa española, cotizar un 3,25% por debajo de su precio de salida al parqué, de 5,84 euros, el pasado mes de julio. Y a pesar de los negativos augurios que rodearon su debut bursátil, el balance de su cotización en lo que va de año se aleja mucho del derrumbe generalizado de los valores financieros.

Con la excepción del 4,6% que gana en 2009 Bankinter, las cuotas participativas de la CAM son el único valor financiero que elude las pérdidas, con un alza del 0,89% en lo que va de año. Sin embargo, su condición de superviviente ante el castigo generalizado al sector está plagada de puntualizaciones. Para empezar, la emisión de cuotas de la CAM fue por apenas el 7,5% del capital social de la entidad de ahorro, lo que implica un escaso free float o porcentaje del capital que se negocia en Bolsa.

'Las propias cajas de ahorros son las que están sosteniendo el valor. Si nadie vende, el valor tiende a acumular cierta estabilidad', señalan fuentes de mercado. Y a la vista de los movimientos sobre las cuotas, el broker más activo es Gesamed Valencia, la sociedad de valores de la propia CAM -que copa el 66,5% de las compras y el 56% de las ventas-, seguida de ACF Madrid, del grupo Ahorro Corporación.

Las cuotas participativas de la CAM no han despertado el interés de las firmas de análisis y no hay ninguna que haga el seguimiento del valor, en contra de lo que sucede con la mayoría de títulos de renta variable. 'Es un valor estable, pero es difícil saber durante cuánto tiempo va a estar respaldado por las cajas de ahorros. No vemos muy recomendable tomar posiciones en valores ilíquidos', añade un analista del sector financiero.

Más allá de la liquidez del valor, la estabilidad de las cuotas de la CAM resulta paradójica en un momento en que las cajas de ahorros son precisamente las entidades financieras vistas con mayor recelo en el mercado. Así, el credit default swap (CDS) de la deuda emitida por la CAM a cinco años está en los 740 puntos, muy por encima de los 170 puntos de BBVA o los 165 puntos de Santander.

Fuentes de la caja alicantina recuerdan que los cuotapartícipes han recibido un primer dividendo a cuenta de los resultados de 2008 de 0,0438 euros brutos por cuota, lo que supone una rentabilidad anualizada del 3,2%. La caja tiene previsto repartir un dividendo complementario por la misma cuantía.

Las claves

Iliquidez. La emisión de cuotas participativas de la CAM fue por sólo el 7,5% del capital social de la caja.Negociación. El valor está sostenido en gran medida por la sociedad de valores de la propia CAM. En lo que va de año, es el bróker más activo y copa más de la mitad del volumen de compras y ventas.Clientes de la CAM. Los cuotapartícipes minoristas son en su mayoría clientes de la caja. Si tienen al menos 500 cuotas, pueden optar a un depósito al 4,25% TAE a seis meses.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance
Recíbela

Archivado En

_
_