Cajas de ahorros

Pizarro cree que algunas entidades necesitarán recapitalizarse a causa de la morosidad

El diputado del PP Manuel Pizarro ha advertido hoy que el previsible incremento de las tasas de morosidad hasta el 7 o el 8% a final de año, y al 10% en 2010, va a generar un "agujero" en el sistema financiero español y a obligar a recapitalizar algunas de sus entidades.

Pizarro, quien hoy ha impartido una conferencia titulada "La crisis económica" organizada por la Asociación de Exconcejales Democráticos de Zaragoza, ha abogado por "hacer una lista con las entidades que lo están pasando mal" y "sanear de raíz" el sistema financiero si realmente es necesario.

El ex presidente de Endesa y de Ibercaja ha pedido "no enmascarar" los problemas de algunas entidades con proyectos de fusión en los que se pide dinero público.

"Es esquizofrénico decir que no hay ningún problema y luego pedir dinero público para una fusión", ha denunciado Pizarro, quien ha tendido la mano del PP al Gobierno para "arrimar el hombro para sacar el país adelante", sin dejar de remarcar que "cuando se pide dinero público hay que explicar muy bien para qué se pide, y en qué circunstancias están las entidades que puedan percibirlo".

En su opinión, hay que diferenciar entre la banca comercial y la de inversión, con el objetivo de garantizar los depósitos de los ciudadanos, y no destinar dinero público a proteger el de los accionistas.

Pizarro ha defendido la creación de un supervisor financiero de carácter mundial que garantice la transparencia y que imponga "sanciones adecuadas al que no lo haga bien", puesto que el actual sistema ha fallado y ni la Reserva Federal estadounidense, ni el organismo regulador de los mercados en Estados Unidos (SEC), ni la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) han funcionado.

No obstante, ha advertido que "todavía estamos echando agua en el incendio" y sólo cuando éste se apague se podrán ver los "escombros" y la dimensión del "agujero", para luego comenzar a hablar de "cómo reconstruir el sistema financiero".

Pizarro ha defendido la estrategia del PP para superar la crisis, que, según ha dicho, se basa en la puesta en marcha de "reformas estructurales fuertes" con el objetivo de abaratar los costes y mejorar la competitividad.

"Cuando una familia gasta un 10 por ciento más de lo que gana, se endeuda y va a la quiebra, sólo hay una solución: gastar menos, ahorrar más y trabajar más", ha defendido el diputado popular, quien ha recordado que algunos sectores, como hoteles y las superficies de alimentación, ya han rebajado sus precios, y "quien no lo haga, se quedará sin vender", ha advertido.

El también portavoz del grupo popular en la Comisión Constitucional del Congreso ha resaltado la necesidad de acometer una reforma de la justicia y de la administración, puesto que, en su opinión, su ineficiencia empeora el "gravísimo problema de competitividad" de la economía española.

También ha defendido una reforma del sector energético para, entre otras cosas, dar mayor protagonismo a la energía nuclear, de la que ha destacado que su coste de producción es de 30 euros por magavatio, frente a los 90 de "los molinillos", en referencia a la eólica.

Pizarro cree que las fusiones entre las cajas no "pueden ser un elemento de dinamización"

En declaraciones a los medios de comunicación momentos antes de participar en un almuerzo-coloquio organizado por la Asociación de ex concejales democráticos de Zaragoza, en el Hotel Boston de la capital, Pizarro consideró que ante los problemas del sistema financiero "lo que hace falta es encarar bien el futuro", de modo que "el que se quiera casar con otro, mediante una fusión, se puede casar, pero no por motivos de que vaya mal".

En este sentido, insistió en que "las fusiones por sí mismas no resuelven nada", porque "son soluciones para el que quiere crecer y hacerlo mejor, pero buscar en una fusión una especie de saneamiento encubierto sirve para muy poco", aseveró.

Respecto a la situación en Aragón, Pizarro, expresidente de Ibercaja y Endesa, defendió que el sistema financiero en esta Comunidad "está bien, las cajas que tenemos en Aragón están fuertes" y aunque "van a pasar la crisis como todo el mundo, las cosas se han hecho bien por parte de las instituciones financieras aragonesas".

No obstante, "cada entidad tiene que ver cómo se quiere situar en el futuro", y "si para eso quieren fusionarse, pues bien". En este punto, el diputado popular recordó que "la propia Ibercaja es fruto de fusiones anteriores con cajas de La Rioja y cajas pequeñas" y, respecto a las posibles fusiones entre cajas, se limitó a añadir que "la vida es así".

Manuel Pizarro ha protagonizado hoy el encuentro organizado por la Asociación de ex concejales democráticos de Zaragoza, un almuerzo al que también ha asistido entre otros, el vicepresidente del Gobierno de Aragón, José Angel Biel, o el Justicia de Aragón, Fernando García Vicente.

En su intervención, Pizarro ha realizado una reflexión económica sobre los mercados financieros internacionales, la economía española y aragonesa y las opciones de futuro para salir de la crisis, posibilidad para la que "siempre soy optimista, pero para serlo primero hay que saber dónde estás, como con las enfermedades, primero saber qué es lo que tienes, hacer un buen diagnóstico, poner un tratamiento y que el enfermo reaccione".

Pizarro advirtió que España ya ha salido "de circunstancias muy malas anteriormente, y ésta tampoco es de las peores que hemos pasado", pero para poder salir de la situación de crisis "hace falta ponerse a ello y aplicarse con esfuerzo y con tesón, porque al final se acaba saliendo y lo que hace falta es salir bien".

De hecho, "hay otros que van a salir bien y todo aquel que vea en la crisis más que un problema una oportunidad es el que saldrá fortalecido" de la actual situación, que en Aragón va a ser "especialmente dura" por los problemas que genera en el sector industrial.

En el caso de España, lo primero que hay que hacer es "sanear el sistema financiero, porque si se dice que hay problemas lo que hay que ver es qué le pasa y sanearlo cuanto antes y, una vez saneado, empezar a bombear el crédito a las empresas".

Endesa

En otro orden de cosas, Pizarro descartó valorar la operación por la que la compañía Enel ha comprado un porcentaje del accionariado de Endesa. Sobre esta cuestión, recordó que a Endesa "la dejé ganando 3.000 millones, como líder española".

En su opinión, en esta compañía "uno hizo lo que tenía que hacer y los accionistas y empleados aún me paran dándome las gracias" por ello. Además, de la empresa "salió sólo el presidente, los demás se quedaron todos y les deseo todo lo mejor" y, por ello, pidió "a los italianos (Enel) que cuiden la compañía, que la mejoren, que siga siendo española, y en el caso de ERZ que siga siendo aragonesa, y que hagan lo mejor para la compañía que es lo que todos queremos", concluyó.