Internet

El Vaticano lanza su propio canal en 'Youtube'

El Vaticano lanzó hoy su propio canal en 'Youtube', la red para compartir vídeos más grande del mundo, donde cada día serán expuestas las principales noticias del Papa y el Vaticano en formato audiovisual.

El Papa, Joseph Ratzinger
El Papa, Joseph Ratzinger

A partir de hoy, los cibernautas que lo deseen podrán acceder al nuevo canal católico en la dirección www.youtube.com/vaticanes, donde encontrarán ya varias videonoticias vaticanas, con audio y texto en español, inglés, alemán e italiano.

La duración de las piezas será de unos dos minutos y serán actualizadas cotidianamente, con la incorporación de una o dos noticias nuevas al día. Los internautas que accedan hoy mismo a la página podrán visualizar una docena de videoclips que contienen el mensaje y la bendición del Papa del día de Navidad y la Jornada Mundial de la Paz (1 de enero), entre otros.

Además, la portada contiene diversos 'links' con los que el usuario podrá contextualizar las noticias y obtener más información sobre el Papa y la Iglesia católica en general. En particular, se trata de las páginas web del Centro Televisivo Vaticano (CTV), Radio Vaticano, la página oficial del Vaticano (www.vatican.va) y la del Estado de la Ciudad del Vaticano (www.vaticanstate.va).

"Muy importante es también el link del canal H2Onew (www.youtube.com/h2onewsit), con el que los internautas pueden obtener más información sobre las actividades de la Iglesia católica en el mundo", explicó el director de la sala de prensa del Vaticano, Federico Lombardi.

Además, debajo del video principal del día, el usuario podrá conectarse con las fuentes de información del Vaticano, tales como el boletín diario de la sala de prensa del Vaticano y la edición cotidiana del diario oficioso de la Santa Sede, 'Osservatore Romano'.

Sin costes ni beneficios económicos

Lombardi explicó que la iniciativa ha costado "mucho esfuerzo y horas de trabajo" a los empleados del CTV y Radio Vaticano, pero no dinero. "Tampoco hemos tenido que pagar ni un céntimo a Google", añadió.

Por su parte, el director de la sección Media Solutions de Google, Henrique de Castro, aseguró que Google no obtendrá beneficios económicos a través de este canal, como tampoco los obtiene con el que ha dedicado a la Reina de Inglaterra y que fue inaugurado hace poco.

La apertura de este tipo de canales "forma parte de la estrategia de Google en cuanto ofrece una información relevante a los usuarios". Además "sirve para "romper fronteras" no sólo entre los países y a nivel social sino también en el ámbito "religioso", detalló de Castro.

El Vaticano tampoco obtendrá ganancias a través de este servicio, motivo por el que el canal no expondrá ningún tipo de publicidad. "No tenemos intereses económicos ni de ningún tipo. Lo único que nos interesa es llegar a la gente", aseguró Lombardi.

No publica comentarios de usuarios

Otro de los aspectos que promoverá el canal es la interactividad con los usuarios, que podrán enviar mensajes de correo electrónico, compartir el canal con otras personas, conectarse a iGoogle o enviar comentarios sobre las noticias.

Sin embargo, al menos en un primer momento, el Vaticano no publicará los comentarios y mensajes ya que "todavía no somos capaces de gestionar un flujo mundial de comentarios y respuestas. Más adelante, estudiaremos el camino a seguir", explicó Lombardi.

No descarta entrar en Facebook

Preguntado sobre un posible ingreso del Vaticano en la red social Facebook, el presidente del Consejo Pontificio para las Comunicaciones Sociales, monseñor Claudio Maria Celli, no lo descartó aunque aseguró que tampoco se ha tomado una decisión al respecto.

"La Iglesia está disponible a dialogar con las personas allí donde se encuentran" y Facebook se ha convertido en una "herramienta para acercar entre sí a millones de jóvenes", por lo tanto, "al menos en línea de máxima", el Vaticano "no tendría dificultad" en hacerlo, señaló.

Los promotores de esta iniciativa aseguraron que cuentan con el apoyo del Papa, para el que las nuevas tecnologías representan "un verdadero don para la humanidad", atestiguó Celli.