La Bolsa en 2008

Pierden todos, los grandes y los pequeños

Telefónica, Santander y BBVA se dejan 100.392 millones.

La ola vendedora ha sido un tsunami para las Bolsas. Pocas han sido las compañías que han capeado el temporal; hay más perdedores que ganadores en los índices europeos y en los estadounidenses.

En el conjunto del mercado español, sólo dos valores han cerrado 2008 con el precio más alto. Se trata de Fenosa y Funespaña, que han obtenido rentabilidades del 15,15% y 9,17%. Hay, por otro lado, una lista de 42 empresas que han perdido menos que el Ibex (-39,43%), y otra más amplia, de 89, que se dejan más. La peor parte se la han llevado las inmobiliarias, que se vieron afectadas en un principio por las subprime, y más tarde por la desaceleración económica. Afirma cae el 92%, la que más, Colonial, el 90,92%, Renta Corporación, el 87,96%, Inbesòs, el 81% y Urbas el 79%.

Unión Fenosa, gracias a la prevista opa de Gas Natural es el único valor del Ibex 35 en positivo este ejercicio. El resto cae entre el 12,86% de Indra y el 74,34% de Sacyr Vallehermoso.

Ninguna empresa del Ibex Small Cap llega a los 1.000 millones de capitalización

Los tres grandes, Telefónica, Santander y BBVA, han cerrado entre las peores posiciones, con descensos del 28,67%, 51,05% y 48,33%, respectivamente. Para los dos bancos se trata de las mayores pérdidas anuales de la historia, y para la teleco, el peor resultado en seis años. Entre los tres han perdido 100.392 millones de euros de capitalización.

La crisis ha hecho más pequeñas a la mayoría de las compañías. El valor bursátil se ha reducido drásticamente, sobre todo en las entidades de menor capitalización. El Ibex Small Cap ha caído el 57,32%. En este índice no hay ninguna entidad que llegue a los 1.000 millones de capitalización.

Por su parte, el Ibex Medium Cap retrocede un 46,53% en el ejercicio con todos sus componentes en números rojos. Sólo dos los valores superan los 2.000 millones de capitalización sobre un total de 20 y otros seis valen más de 1.000 millones.

La reducción de la capitalización y la caída del volumen de contratación ha sido motivos suficientes para que el Comité Técnico del Ibex (CAT) se inclinara por no realizar ningún cambio en el índice de cara al arranque de 2009. Ninguna de las empresas cumplía al mismo tiempo con los requisitos exigidos para ser miembro del selectivo. La última reunión tuvo lugar a mediados de diciembre y tiene en cuenta el comportamiento de las empresas en los últimos seis meses.

El balance es igual de desolador para el resto de las Bolsas del mundo. En el Euro Stoxx sólo Volkswagen gana, el 60,15%. La automovilística se desmarca así de la tendencia del sector (-44,67%), debido en gran parte a la compra de Porsche. Además, el valor cuenta con un escaso capital flotante que ha favorecido las apuestas especulativas de algunos inversores.

En esta crisis no han funcionado las estrategias conservadoras tradicionales, donde se metían en cartera ciertas compañías consideradas como refugio para sortear los momentos de peligro. Todos los sectores del Stoxx 600 han cedido posiciones. Eso sí, algunos como el relacionado con la salud, muy recomendado por los analistas, se deja el 18,75% frente al 46% del índice paneuropeo. En la Bolsa española hay una escasa representación del negocio. Grifols, cae el 19,92%, menos de la mitad que el Ibex.

Un repaso a otros activos

EURO La divisa europea se deprecia en 2008 el 3% frente al dólar. En julio tocó récord a 1,6038 ante la expectativa de que EE UU entrara en recesión. La debilidad de la economía europea condujo la cotización después a un mínimo de 1,2330. Ayer cotizaba a 1,4126.

DEUDA Los inversores han buscado refugio en la deuda estatal. La rentabilidad del bono español a 10 años, que evoluciona a la inversa que el precio, ha pasado en cinco meses del 4,9% al 3,8%, y en Alemania, del 4,6% al 2,9%. Las letras a tres meses de EE UU están al 0%.

FONDOS Sólo 25 categorías de fondos de las 165 que recoge Morningstar han superado el año; todas están vinculados a la renta fija o al mercado monetario. Los fondos de renta variable rusa son los peores, con una caída del 72%. Los de la Bolsa española bajan el 38,9%.

ORO El precio de la onza de oro, de unos 32 gramos, sube un 4,2% en 2008. El metal precioso ha sufrido importantes altibajos ante las expectativas de un debilitamiento económico a nivel mundial. El sector de materias primas ha sido el peor en Europa (­64,86%).