Laboral

Estrictas condiciones para el seguro de paro de autónomos

El sistema de protección por desempleo para autónomos, diseñado por un grupo de expertos para el Gobierno, fija estrictas condiciones de acceso. Entre otras, sugieren que el autónomo esté inmerso en un concurso de acreedores o tenga reclamaciones judiciales por deudas equivalentes al 50% de los ingresos del año anterior. El Ejecutivo quiere aprobarlo en 2009.

Estrictas condiciones para el seguro de paro de autónomos
Estrictas condiciones para el seguro de paro de autónomos

El ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, recibió ayer, a petición de su departamento, la propuesta de un grupo de expertos para crear un sistema de protección por desempleo para los trabajadores autónomos. La intención de Trabajo es someter este informe al juicio de los agentes sociales, asociaciones de autónomos en el primer trimestre de 2009 y que entre en el Parlamento antes del verano. Así, las primeras prestaciones se podrían cobrar una vez transcurrido un año desde la aprobación legal del sistema, como pronto en 2011.

En principio, la propuesta de los expertos es que, al igual que para los asalariados, el seguro de paro sea de cotización obligatoria. El tipo de cotización sugerido es del 3,15% de la base reguladora (26,25 euros al mes para un autónomo que cotice por base mínima en 2009). Para empezar a cobrar la 'prestación por cese de actividad' estos trabajadores deberán cotizar como mínimo un año, para cobrar dos meses de prestación (ver tabla).

La cuantía de la prestación, según este informe, ascenderá al 70% de la base reguladora (583,38 euros al mes para quien cotice por la base mínima).

¿Quien podrá acceder a estas ayudas?. En principio, los expertos proponen unas estrictas condiciones económicas para la mayoría de los casos. Así, entre otras causas se exigirán 'unas pérdidas durante dos años consecutivos y completos superiores al 30% de los ingresos en cada uno de ellos'. El primer año de actividad no computara. O bien 'unas reclamaciones judiciales por deudas pendientes de, al menos, el 50% de los ingresos del ejercicio anterior. O, en tercer lugar, contar con una declaración judicial de concurso.

El informe plantea también el acceso 'por fuerza mayor', algo que no precisan y que debería acotarse en la ley para evitar fraudes; y por pérdida de la licencia administrativa para funcionar. Finalmente, también accederán aquellos autónomos dependientes a los que se les rescinda el contrato.

En cuanto a la entidad que gestionará este sistema, recaudando y reconociendo las ayudas, Trabajo baraja que sean las Mutuas de Accidentes de Trabajo o el Servicio Público de Empleo Estatal, en ambos casos, con la supervisión de la Seguridad Social.

Un salario mínimo en suspenso

El compromiso del Gobierno de subir el salario mínimo interprofesional (SMI) un 25% en esta legislatura, hasta los 800 euros, cada vez se ve más lejano. Pese a que el Ejecutivo ha reiterado el cumplimiento de dicho compromiso, el ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, lo dejó ayer en el aire. En concreto mencionó la posibilidad de que debido a la mala situación económica, esa subida 'quede algo por debajo del 25% en estos cuatro años'.

Si bien acto seguido justificó que el incremento propuesto para 2009 sea del 3,5%, en lugar del 8% que le correspondería para cumplir el compromiso. Así aseguró que 'lo que no se suba este año, se irá recuperando lo antes posible, a medida que la marcha de la economía cambie de signo'. E insistió que será el Consejo de Ministros del viernes el que decida si el salario mínimo subirá más del 3,5% citado, como piden los sindicatos.