Desempleo

Zapatero admite que el dato del paro es "objetivamente negativo"

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, calificó hoy de "objetivamente negativo" el dato del paro en octubre, con la mayor subida mensual de la historia, si bien insistió en el compromiso del Ejecutivo de proteger a los desempleados.

En la conferencia de prensa que ha ofrecido en el Palacio de la Moncloa junto al primer ministro de Hungría, Ferenc Gyurcsany, Zapatero señaló que los desempleados "saben que tienen al Gobierno que más está protegiendo en toda la democracia a las personas sin empleo".

En este sentido explicó que la tasa de protección a las personas sin empleo "es la mayor" y se han impulsado medidas "que ningún otro gobierno ha puesto en marcha para ayudar ante una situación de gran dificultad que supone que alguien se quede en el paro".

Los trabajadores, continuó, pueden tener "ese margen de tranquilidad y confianza", porque el Gobierno apoyará las situaciones de desempleo "con toda la sensibilidad" y al mismo tiempo "alimentando" el tejido productivo y empresarial para ayudar a la recuperación económica.

Según los datos de los Servicios Públicos de Empleo, el paro registrado aumentó en octubre en 192.658 personas con respecto al mes anterior, hasta alcanzar los 2.818.026 desempleados.

Zapatero reconoció lo negativo de esta subida, si bien recordó que hoy trabajan en España veinte millones de personas, la mayor cifra también de la historia, y la tasa de paro, a pesar de ser del 11,3 por ciento, sigue siendo "de las más bajas de la historia".

El jefe del Ejecutivo se mostró convencido de que la economía española recuperará su capacidad de crecimiento y de creación de empleo, si bien admitió que "llevará un cierto tiempo" para que se recupere la confianza en el sector financiero y la posición y la actitud para invertir "se vayan serenando".

El Gobierno, aseguró, va a volcar "toda su capacidad inversora, que es fuerte" gracias a la baja deuda pública, para impulsar la recuperación.

Dicha inversión será "social", con el apoyo a las personas que queden en desempleo; "productiva" para los sectores con problemas y también "estructural", para apoyar las actividades vinculadas al cambio de modelo productivo.

Zapatero expresó su "absoluta confianza" en que ésta es la política adecuada, y servirá para que "pasemos con las menores dificultades posibles" el "estancamiento" económico, y para que las familias y los trabajadores afectados salgan "con fuerza" en la recuperación económica.