Autorización de la UE

Galp deberá vender activos para comprar gasolineras ESSO España y Portugal

La Comisión Europea (CE) autorizó hoy a la lusa Galp a comprar la red de gasolineras ESSO en la Península Ibérica a ExxonMobil, aunque exigió a la petrolera portuguesa que se deshaga de algunos activos en Portugal para evitar una reducción de la competencia.

El ejecutivo de la UE llegó a la conclusión de que la operación podría plantear problemas en varios mercados de Portugal -venta a mayoristas de gasóleo, gas licuado de petróleo (GLP) en botellas y a granel, combustible para aviación y lubricantes-.

Según explica en un comunicado, en todos estos mercados Galp tenía importantes cuotas de mercado incluso antes de la transacción y la fusión supondría una consolidación de su posición dominante. La petrolera propuso desprenderse de un terminal marino, que opera también como planta de embotellado de GLP, instalación de almacenamiento para combustibles líquidos y GLP y planta mezcladora de lubricantes, así como vender algunas participaciones de Esso en empresas aeroportuarias y otros activos de suministro a aviones en aeropuertos portugueses.

La desinversión incluye también personal, clientes y contratos de suministro. Bruselas comprobó que las actividades en venta son viales y que las desinversiones resolverían todos los problemas de competencia detectados.

GALP ENERGIA SGPS 13,27 0,45%

En España, la Comisión no cree que la fusión vaya a alterar la estructura del mercado, ya que hay varios rivales importantes que seguirán ejerciendo una presión competitiva sobre Galp.