Crisis económica

Boyer augura una "pedazo de recesión" en el primer semestre de 2009

El ex ministro de Economía y Hacienda Miguel Boyer auguró hoy una "pedazo de recesión" de la economía española en el primer semestre de 2009, donde situó el comienzo de la recuperación, lo que permitirá cerrar el año próximo con un "crecimiento cero del PIB".

En la conferencia inaugural del XVII Congreso Nacional de Auditoría, Boyer destacó las bondades de la política monetaria como instrumento para paliar la crisis, al sentenciar que el incremento del gasto público tiene un efecto multiplicador, que es "el doble" que inyectar rentas, bajar impuestos o dar "regalos por barba", y añadió que "la austeridad es para los períodos de auge".

En este sentido, el que fuera ministro de Economía entre 1982 y 1985 destacó la necesidad de aumentar la inversión pública en infraestructuras para ayudar al sector de la construcción, a la que calificó de "talón de Aquiles" de la economía española, por la capacidad que tiene para generar empleo.

Así, consideró el problema del empleo como "el más grave" que tiene España en la actualidad e instó a que el Gobierno ayude a que "las personas que tengan hipotecas, puedan terminar de pagarlas".

En la inauguración del Congreso, que se celebrará en Valencia hasta el viernes, Boyer también señaló la necesidad de dar una "garantía total" a los depósitos de las entidades financieras, por lo que consideró insuficiente el aumento de las garantías hasta 100.000 euros, que acordó el Gobierno.

Boyer sentenció que en el caso de que los bancos sean insolventes, será el propio Gobierno quien tenga que rescatarlos, por lo que limitar la garantía carece de sentido.

Respecto a las medidas de apoyo al sector financiero, tildó de "no conveniente" que el Gobierno sólo adquiera a los bancos activos triple A -los de mayor calidad según las agencias de calificación-, ya que eso dificultaría a las entidades deshacerse de sus "activos tóxicos" y, por ende, comenzar a dar créditos con normalidad a las empresas y consumidores.