Hacia un nuevo orden financiero

Bush pide paciencia a los mercados para que surta efecto el plan de rescate

El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, dijo hoy que el programa de rescate financiero tardará algún tiempo en restablecer el flujo del crédito y prometió que la intervención pública evitará ejercer control sobre los bancos.

En un discurso ante la Cámara de Comercio antes de la apertura de la bolsa en Nueva York, Bush pidió paciencia a los mercados, para dejar que surta su efecto el programa de rescate de 700.000 millones de dólares, que dijo que es "lo suficientemente grande y audaz" para funcionar.

"Estas acciones tardarán un tiempo en tener su impacto completo", dijo Bush. El presidente afirmó que la compra prevista de acciones de los bancos no significa una nacionalización de esas entidades.

"La intervención del gobierno no es una toma de control, no pretende debilitar el libre mercado, sino fortalecerlo", afirmó.