La Bolsa de Sao Paulo suspende su actividad tras perder más del 10%

Las operaciones han sido suspendidas cuando el Ibovespa, principal indicador del mercado bursátil brasileño, acumulaba una caída del 10,19% y estaba en los 33.303 puntos. Antes de la suspensión, el indicador del parqué paulista se ubicó 3.777 puntos por debajo de los 37.080 enteros con que cerró el jueves, cuando ya había perdido un 3,92 por ciento arrastrado por las turbulencias internacionales.

Es la tercera vez esta semana y la cuarta en los últimos quince días que es activado el mecanismo de "corto circuito", creado para evitar el contagio de pánico en el mercado.

La plaza paulista abrió con una fuerte tendencia a la baja al reaccionar con extremo pesimismo a las caídas de las bolsas en todo el mundo y a los anuncios de quiebras y de históricas pérdidas en empresas de Asia y Estados Unidos. Los inversores brasileños temen que la crisis financiera internacional provoque una recesión generalizada.

En el mercado de cambios, también afectado por las turbulencias internacionales, el real brasileño abrió con una fuerte depreciación del 3,78% frente al dólar, que era vendido a 2,303 reales.