Hacia un nuevo orden financiero

Bélgica, Holanda y Luxemburgo se reparten Fortis

Los Gobiernos de Bélgica, Holanda y Luxemburgo anunciaron hoy la separación de las actividades del grupo bancario y de seguros Fortis en cada uno de estos países.

De izda. a dcha.: el gobernador del Banco Central de Holanda, Nout Wellink, el primer ministro holandés, Jan Peter Balkenende, y el ministro holandés de Finanzas, Wouter Bos, en una rueda de prensa en La Haya.
De izda. a dcha.: el gobernador del Banco Central de Holanda, Nout Wellink, el primer ministro holandés, Jan Peter Balkenende, y el ministro holandés de Finanzas, Wouter Bos, en una rueda de prensa en La Haya.

Según anunció el primer ministro belga, Yves Leterme, Fortis venderá el grueso del negocio en Holanda -seguros y banca, incluidos los activos de ABN Amro- al Estado holandés por 16.800 millones de euros.

Esta decisión pretende garantizar la solvencia del grupo, según un comunicado del ejecutivo belga.

Fortis ya fue objeto de una operación de rescate por parte de los tres gobiernos del Benelux el domingo pasado, cuando acordaron inyectar a la entidad un total de 11.200 millones de euros a cambio del 49% del capital de las divisiones bancarias en los tres países.

Además, la entidad debía deshacerse de su parte en ABN Amro, que había adquirido el año pasado en una operación conjunta con Santander y Royal Bank of Scotland.

Tras este nuevo acuerdo, el Gobierno belga se concentrará en la evolución a corto y medio plazo del grupo, el refuerzo de la gobernanza y en el mantenimiento de la confianza, señala el comunicado.

También deja claro su compromiso con los clientes de Fortis y subraya que su principal prioridad sigue siendo que ninguno de ellos haga frente a dificultades.