Bolsa de Nueva York

Wall Street se enfrenta a una nueva amenaza 'subprime' y suma un 1,8% en la semana

El selectivo industrial avanzó un 1,79% en una semana trágica para la banca mediana. La caída del precio del petróleo y el empuje de las firmas tecnológicas y energéticas pudieron con los malos datos macro de la semana y el temor que Lehman Brothers ha desatado sobre los efectos de segunda vuelta de las hipotecas 'subprime'.

De esta forma, el Dow Jones partirá el lunes desde los 11.421 puntos. El S&P 500 sumó un 0,76%, hasta los 1.251 enteros. El Nasdaq 100, por su parte, se anotó un 0,24%, hasta los 2.261 puntos.

La indecisión reinó en la sesión del viernes, que acabó con tendencia mixta. El selectivo industrial retrocedió un ligero 0,10%, mientras que el S&P 500 y el Nasdaq 100 consiguieron rebotar en el último suspiro y sumaron un 0,21% y 0,14%, respectivamente.

Las ganancias del lunes provocadas por el esperado rescate de las hipotecarias Freddie Mac y Fannie Mae duraron poco. Lehman Brothers se convirtió en la nueva pieza del 'efecto dominó' de la crisis crediticia. El cuarto mayor banco de inversión de EE UU adelantó unas pérdidas de 3.927 millones de dólares en el tercer trimestre. La semana que viene le tocará el turno a Goldman Sachs Y Morgan Stanley.

DOW JONES 32.654,59 1,34%
NASDAQ 100 12.564,10 2,62%
S&P 500 4.088,85 2,02%

La estrategia de choque presentada por el presidente de Lehman, Dick Fuld, no convenció a Citi ni a Goldman, que recortaron la calificación que otorgan a la entidad. A ello se le sumó la negativa 'categorica' del sectretario del Tesoro, Henry Paulson sobre la opción de que el Gobierno ayude en la negociación de su posible venta. De esta forma el decano de de la banca de inversión americana perdió en la semana un 77,4% y acumula una caída del 94% en lo que va de año.

Las pérdidas de Lehman resucitaron a los fantasmas de las hipotecas 'subprime', afectando principalmente a otras entidades. Los títulos de Merril Lynch se depreciaron un 36%, la firma de créditos Washington Mutual perdió un 36,2% y la aseguradora de bonos AIG cedió un 45%.

Sin embargo, no hay vencido sin vencedor. Y es que el Dow Jones avanzó esta semana gracias al empuje de las firmas tecnológicas y los gigantes del petróleo. Las acciones de Microsoft se revalorizaron un 7,6% gracias a sus acuerdos alcanzados con Nokia, mientras que Hewlett Packard e IBM se anotaron ganancias superiores al 4%. Por su parte, la gigante petrolífera Chevron se revalorizó un 5% en las últimas cinco sesiones.