Consejo de Ministros

El Gobierno aprobará el proyecto de ley de supresión del impuesto sobre el patrimonio

El Consejo de Ministros del próximo jueves aprobará el proyecto de ley por el que se suprimirá el Impuesto sobre el Patrimonio, que pagan cerca de un millón de contribuyentes y cuya desaparición supondrá que el Estado deje de recaudar unos 1.800 millones de euros.

Según confirmaron fuentes del Ministerio de Economía, la reunión extraordinaria del Ejecutivo convocada el 14 de agosto tiene previsto aprobar este proyecto de ley, con el que el Gobierno cumplirá con la promesa electoral de eliminar este impuesto.

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunció el pasado 4 de diciembre, en plena precampaña electoral, la supresión del Impuesto sobre el Patrimonio, un tributo que, dijo entonces, "recae sobre las clases medias" pero "no sobre las más altas" que "encuentran fáciles mecanismos de elusión". La supresión de este tributo, como prometió entonces el Ejecutivo, será efectiva en 2009, ya que se referirá a la renta de este año.

El impuesto cuya supresión se aprueba el jueves grava el patrimonio neto de las personas físicas, siempre que el valor de estos bienes y derechos sea superior a 601.012,10 euros -100 millones de pesetas según la ley vigente, de 1991.

Zapatero preside mañana la Comisión de Asuntos Económicos

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, se estrena mañana al frente de la Comisión Delegada de Asuntos Económicos con la intención de hacer balance de las medidas anticrisis puestas en marcha hasta la fecha y para analizar la adopción de otras nuevas.

El jefe del Ejecutivo tomará así las riendas del Gobierno en materia económica, ya que hasta ahora la presidencia de este 'cónclave' económico ha sido competencia del ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes.

La reunión, a la que asistirán los titulares de los ministerios económicos del Gobierno (Economía y Hacienda, Vivienda, Industria, Turismo y Comercio, Fomento y Trabajo e Inmigración), se celebra en la víspera del Consejo de Ministros extraordinario convocado para dar 'luz verde' a nuevas medidas que palíen la actual crisis económica.