Resultados

BMW redujo su beneficio neto el 26% hasta junio y baja la previsión para 2008

El fabricante alemán de vehículos de lujo BMW redujo su beneficio neto en el primer semestre del año un 26%, hasta 994 millones de euros (1.550 millones de dólares), y revisó a la baja los pronósticos de ganancia para el conjunto del año. Este anuncio desplomó sus acciones en la apertura de la sesión de la Bolsa de Fráncfort un 10%, hasta 26 euros.

Según informó hoy el productor germano, ya no es válido el objetivo que tenía hasta ahora de alcanzar, como mínimo, 3.780 millones de euros (5.897 millones de dólares), si bien no proporcionó nuevas previsiones. BMW sólo añadió que el rendimiento sobre la facturación antes de impuestos superará el 4 por ciento, cuando el año pasado fue del 6,7%.

La semana pasada Daimler dio un susto a los inversores y analistas al revisar a la baja sus pronósticos de beneficio operativo para el actual ejercicio, anuncio que desplomó el valor de sus acciones en Bolsa. Al igual que Daimler, BMW también tiene que hacer frente al fuerte encarecimiento del petróleo, las materias primas, la debilidad del dólar, los efectos de la crisis financiera y la ralentización de la economía estadounidense. Todos estos factores han enturbiado el panorama de la industria automovilística.

BMW también redujo en los dos primeros trimestres de año el beneficio antes de impuestos hasta 1.240 millones de euros (1.934 millones de dólares), un 35% menos que en los mismos meses del pasado año. El presidente de BMW, Norbert Reithofer, consideró que "2009 será también un año muy exigente con grandes retos, ya que el panorama macroeconómico en la industria del automóvil igual no mejora el próximo año".

BMW subió en la primera mitad del año la facturación el 4,5%, hasta 27.840 millones de euros (43.430 millones de dólares), en comparación con el monto logrado en el mismo periodo de 2007. El rendimiento sobre la facturación se situó en el 4,5% en el primer semestre.