Protección del honor

Cruce de denuncias entre el presidente de Jazztel y un accionista minoritario

A Leopoldo Fernández Pujals, presidente y primer accionista de Jazztel, se le acabó la paciencia el 2 de junio. Ese día presentó una demanda civil contra un accionista minoritario, en concepto de protección del honor por acusaciones falsas.

Así cerraba lo que fuentes cercanas a su entorno consideran meses de presión por parte de ese accionista, que presuntamente amenazó públicamente varias veces con denunciar a la compañía por falsear los datos de su emisión de bonos y cuestionó la gestión de Pujals. Siempre según estas fuentes, Jazztel se reunió con él para explicarle las características de la colocación, pero persistieron los comentarios y presuntos insultos en foros públicos.

Ello ha motivado la demanda de Pujals, que ha sido contestada con una denuncia, pendiente todavía de ser admitida a trámite, presentada la pasada semana por este accionista. En ella, acusa a Pujals y a varios actuales y antiguos consejeros de administración desleal y de falsear las cuentas.