Bolsas

Avalancha de resultados para sacudir el parqué

Gran parte del Ibex y del Euro Stoxx presenta sus cuentas los próximos días. El mercado no se libra del miedo a un 'profit warning' inesperado

La Bolsa puede convertirse la próxima semana en un imprevisto campo de minas, plagado de empresas que publicarán sus resultados anuales y que darán nuevas pistas sobre la salud de la economía y el alcance de la intoxicación por activos subprime. Los inversores conocerán en los próximos días las cuentas del sector constructor español en pleno y de referencias ineludibles como Repsol YPF o Telefónica. Y descifrarán también los resultados de gigantes europeos como France Télécom, Crédit Agricole, Deutsche Telekom o Royal Bank of Scotland.

La expectación está servida y el miedo a un profit warning que haga tambalearse a los mercados, también. Para el balance de la semana que termina quedaron los resultados de Credit Suisse y la confesión de las pérdidas que sufrirá en el primer trimestre a cuenta de los riesgos asumidos en hipotecas basura. La noticia sacudió a los valores financieros de toda Europa y los mercados sólo salvaron la cara en esa jornada gracias a los alentadores resultados de la estadounidense Wal Mart.

Las cuentas corporativas tienen por tanto poder sobrado para dirigir el rumbo de los mercados aunque, más que de las cifras contantes y sonantes, los inversores alimentan sus decisiones de las previsiones y los mensajes de cara al futuro. 'Lo normal es que los resultados de las compañías españolas sean buenos, y eso ya lo tiene descontado el mercado', señala Alberto Roldán, director de análisis de Inverseguros, que reconoce estar más pendiente de las pistas que ofrezcan compañías como Axa -ante la posibilidad de provisiones relacionadas con activos subprime-, France Telecom o Deutsche Telekom, después de los rumores de rebaja en las previsiones de beneficios que han circulado en los últimos días entorno al sector de telecomunicaciones. Para Telefónica, que presentará resultados el próximo jueves, el consenso de analistas espera un beneficio neto de 8.758 millones de euros, el 40,5% más interanual, de acuerdo con JCF.

Publicarán resultados Telefónica, Repsol, las constructoras y France Télécom, Axa y Crédit Agricole

En opinión de Inverseguros, la publicación de resultados de las compañías españolas va a tener un efecto muy secundario en el mercado, salvo en casos como Telecinco o Bolsas y Mercados Españoles, que podrían representar una oportunidad de entrada tras el anuncio de sus cuentas. 'La cadena de televisión cotiza con un descuento del 30% respecto al PER de sus competidoras europeas; es un valor olvidado. Y BME puede presentar cifras muy buenas del cuarto trimestre, por el aumento en los volúmenes negociados, que podrían ser extrapolables al inicio de este año', añade Alberto Roldán. La firma descarta, además, que las compañías constructoras que anuncian sus cuentas anuales la próxima semana -ACS, Ferrovial, FCC o Acciona- se comprometan a avanzar estimaciones concretas. No en vano, este sector está desde hace meses en el epicentro de la desconfianza de los inversores internacionales hacia todo lo que tiene que ver con el negocio del ladrillo. 'En el mercado actual lo que más cotiza es el miedo', apunta un operador.

En opinión de Alejandro Varela, gestor de fondos de inversión de Renta 4, 'al mercado sólo le sorprende lo extraordinario, ya sea un profit warning o un dato macroeconómico muy malo'. Coincide en que los resultados de las compañías españolas van a ser buenos y apunta a favor de la Bolsa para la próxima semana que casi todos los grandes bancos internacionales han anunciado ya sus cuentas anuales. 'El catalizador del mercado podría venir del lado de unos resultados empresariales muy positivos o de una posible solución a la amenaza de rebaja del rating de las aseguradoras estadounidenses de bonos', conocidas como monolines, según añade Varela. La previsión de Renta 4 es que el Ibex oscile en un rango entre los 13.000 y los 13.600 puntos, si bien los rebotes al alza serían relativamente pasajeros.

Además de los resultados, el mercado estará también muy pendiente la próxima semana del dato preliminar de PIB estadounidense del cuarto trimestre de 2007, que se conocerá el jueves, del dato de viviendas nuevas en Estados Unidos y del indicador Ifo de confianza en Alemania, que se anunciará el próximo martes.