Turbulencias financieras

Bush afirma que la economía de EE UU se enfrenta a riesgos pero que sigue sólida

El presidente de Estados Unidos, George W. Bush, ha afirmado que la economía del país se enfrenta actualmente a algunos riesgos, pero que sus fundamentos se mantienen sólidos y su panorama en el largo plazo es fuerte.

El Consejo de Asesores Económicos del presidente George W. Bush, que divulgó hoy su informe anual, pronosticó que el crecimiento desde el cuarto trimestre de 2007 al cuarto trimestre de 2008 será del 2,7%, la misma cifra que el período anterior, una proyección muy por encima de las estimaciones del sector privado, que rondan un 1,6%.

Las predicciones de la Casa Blanca superan ampliamente las realizadas por el Fondo Monetario Internacional (FMI), que en enero pronosticó que el crecimiento del cuarto trimestre de 2007 al cuarto trimestre del 2008 alcanzará tan sólo el 0,8% en Estados Unidos.

¢Este informe indica que nuestra economía es estructuralmente sólida en el largo plazo y que estamos enfrentados a incertidumbres en el corto plazo¢, dijo Bush a los periodistas tras firmar el informe anual que presentará al Congreso sobre el estado de la economía.

Sin embargo, el documento reconoció que un ¢crecimiento algo por debajo de lo normal que comenzó en el 2007, continuaría en el 2008¢.

Paquete de incentivos

En una inusual muestra de apoyo bipartidario, el Congreso, controlado por los demócratas, y la Casa Blanca lograron un acuerdo para lanzar un paquete de estímulo económico con la intención de evitar una recesión.

Bush firmará el paquete el miércoles y los reembolsos impositivos que prevé el plan serían efectivos a partir de mayo. ¢Ayudará a lidiar con las incertidumbres de la economía¢, dijo el mandatario en referencia a la iniciativa.

El informe también pide al Congreso que disponga reformas para impulsar la refinanciación en el atribulado sector de la vivienda e insta a los legisladores a aprobar los tratados de libre comercio con Colombia, Panamá y Corea del Sur.

¢Dada la estructura fuerte de la economía, la libre movilidad de la fuerza laboral, los impuestos relativamente bajos, un mercado de capitales bien balanceado y la apertura al comercio, se mantienen positivas las perspectivas para el crecimiento en los próximos años¢, señaló el informe, que fue elaborado por el Consejo de Asesores Económicos de la Casa Blanca.