Farmacéuticas

Merck amplía el ajuste y reduce 100 empleos en Barcelona

Merck reducirá 100 empleos en la planta de Mollet (Barcelona), un 17% de la plantilla. La medida persigue aumentar la productividad del centro, mientras deja fuera del ajuste la factoría de biotecnología madrileña de Tres Cantos.

La multinacional alemana Merck ha consumado dos reestructuraciones en España en una misma semana. Al acuerdo laboral con los 33 científicos del Parque Científico de Barcelona del miércoles pasado para cerrar el único centro privado de investigación básica oncológica se suma ahora el anuncio de una reducción de un centenar de empleos en la factoría de medicamentos de Mollet del Vallés (Barcelona).

El recorte supone el 17% de la plantilla del centro, que produce medicamentos éticos cardiovasculares y contra la diabetes. Fuentes sindicales indicaron que el recorte se ha planteado en las áreas de control de calidad, ingeniería, logística, compras y planificación.

El grupo cuenta con un total de 1.000 trabajadores en España. La absorción de Serono por parte de Merck y la posterior venta del negocio de genéricos de ésta última a la norteamericana Mylan ha afectado de lleno a la actividad en España. Curiosamente, la actividad del grupo absorbido (Serono) se ha salvado de la reestructuración, puesto que la factoría de biotecnología de Tres Cantos (Madrid) que aportó al grupo mantiene su actividad con una plantilla de 110 personas. Tras la fusión, Merck trasladó la sede social a Madrid. El grupo, cuyo responsable del área farmacéutica a nivel mundial es Elmar Schnee, justificó el recorte de empleo en un comunicado en el que indicó que una consultora recomendó el ajuste para asegurar la viabilidad de la planta española, que cuenta con un contrato para fabricar medicamentos genéricos para Mylan durante 18 meses, lo que supone el 45% de la producción del centro.

Un portavoz de Merck remarcó que la consultora ha realizado una comparación con otras fábricas de Suiza, Italia, Estados Unidos y Alemania (donde mantiene la sede de la corporación), recomendando el recorte de plantilla para mantener la productividad.

A la espera de la cesión de dos medicamentos

La factoría de Mollet (Barcelona) está a la espera de la transferencia a medio plazo de la producción de dos medicamentos (uno de ellos es la presentación en sobres de un fármaco contra la diabetes que ya produce en pastillas) para asegurar el volumen de producción que perderá en 2009 con la finalización del contrato de genéricos que mantiene con Mylan, indicaron portavoces sindicales, que reconocieron que son medicamentos de escaso valor añadido. Un portavoz de Merck remarcó que el resultado del estudio de viabilidad recién terminado ha analizado la situación de la factoría barcelonesa al margen de la pérdida de la fabricación de medicamentos genéricos. El posible incremento de la producción de fármacos éticos dependerá del resultado del ajuste planteado.