Aeronáutica

Airbus e ILFC cierran el contrato de 2.800 millones

El fabricante europeo de aviones Airbus y la compañía estadounidense de leasing ILFC cerraron el viernes el contrato por valor de 4.000 millones de dólares (2.780 millones de euros) que venían negociando en las últimas semanas.

El acuerdo es por 20 aviones de la versión definitiva del A-350, el avión de capacidad media y largo alcance con el que Airbus pretende hacer frente al 787 Dreamliner de su rival estadounidense Boeing.

Finalmente, ILFC ha encargado unidades tanto del A-350 modelo 800 como del modelo 900, y además se ha reservado la opción de hacerse también con A-350 del modelo 1000. Con este nuevo contrato, Airbus ya ha logrado vender 196 unidades de su nuevo avión a nueve clientes diferentes.

El grupo estadounidense espera recibir los aparatos entre 2014 y 2017. 'El calendario del nuevo acuerdo es el resultado de más de un año de conversaciones', desveló el responsable de Operaciones de ILFC, John Plueger, que subrayó que el pedido iguala en número de aviones al contrato que inicialmente suscribió el grupo con Boeing por el 787.

En la actualidad, el contrato de ILFC con el fabricante estadounidense asciende ya a las 74 unidades del nuevo avión.

ILFC, el mayor comprador de aviones del mundo y primer cliente de Airbus, había realizado un pedido de 16 unidades de la primera versión del A-350. Sin embargo, posteriormente fue uno de los grupos que solicitó cambios respecto al modelo inicial propuesto por la filial de EADS, que tuvo que apostar por unas alas y un fuselaje nuevos para lograr una aeronave más grande y rápida.