CincoSentidos

La batalla de los navegadores

Mozilla Firefox roba poco a poco el terreno al mayoritario Internet Explorer, con un modelo de negocio completamente distinto.

La batalla de los navegadores
La batalla de los navegadores

La segunda guerra de los navegadores, diez años después, está en marcha. Internet Explorer sigue siendo uno de los contendientes, mientras que el puesto de Netscape lo ha tomado Mozilla Firefox, el navegador con nombre que recuerda a monstruo de ciencia ficción que está robando poco a poco usuarios a la criatura de Microsoft, que tiene el 78% del mercado, frente al 15% de Firefox. Son dos modelos opuestos: Explorer se desarrolla en código cerrado, es decir, sólo accesible por Microsoft, mientras que el código de Mozilla es abierto. Cualquiera puede acceder a él, modificarlo a su gusto e incluso hacer propuestas a los ingenieros para que se incorporen al producto oficial.

'El mercado está mucho mejor que hace cuatro años', se felicita Tristan Nitot, presidente de Mozilla Europa. 'Antes había un monopolio de Explorer, y como siempre en esos casos, el que domina se relaja y no se esfuerza tanto en mejorar'. La irrupción de Firefox supuso un revulsivo para Explorer, que ha mejorado mucho sus herramientas, por ejemplo para bloquear los pop-ups publicitarios, que tantas molestias causan a los usuarios.

'Los anunciantes y nosotros estamos siempre como el perro y el gato', señala divertido. 'El flash, por ejemplo, gasta un montón de batería en los portátiles'. Nitot tiene instalada una herramienta contra este formato publicitario, pero apoya formatos menos molestos. 'Hay un complemento de Mozilla que permite eliminar todo tipo de anuncios, incluso los más inocuos, y es uno de los más demandados, pero nosotros ni lo desarrollamos ni lo distribuimos, ni yo lo uso personalmente', subraya.

No en vano Mozilla, que es una sociedad sin ánimo de lucro, obtiene financiación de los anuncios de Google, el buscador que incluyen por defecto en la barra del navegador. Otras webs a las que se puede acceder directamente desde Mozilla son Yahoo, Amazon y Wikipedia. 'Las elegimos porque nos parecen las mejores', asegura Nitot. Cuando Mozilla empezó a ganar mercado fueron los propios portales los que ofrecieron dinero, unos por seguir y otros por aparecer en la lista, pero ésta no ha cambiado desde entonces.

Nitot considera que el tiempo de respuesta ante un agujero en el sistema es fundamental y en eso Firefox sale ganando. Un estudio de The Washington Post reveló que el año pasado Explorer tuvo 'vulnerabilidades críticas' durante 284 días, mientras que Firefox sólo las tuvo durante 9.

El público de Firefox está formado principalmente por usuarios individuales. Las empresas y organizaciones son más resistentes a usarlo, aunque el ejemplo más famoso es el de la Gendarmería francesa, cuyos 80.000 ordenadores migraron a Firefox el año pasado. 'Tenemos un grupo de discusión empresarial en el que las compañías pueden participar, aportando sus sugerencias', añade Nitot.

Nitot está trabajando en la versión 3.0 de Mozilla, que lanzarán dentro de unos meses. 'Estamos desarrollando varias utilidades en paralelo, pero aún es pronto para saber cuáles estarán listas para entonces', cuenta Nitot. Sus preferidas son aquellas que mejoran la eficiencia sin que el usuario lo sepa; por ejemplo, Firefox permite recuperar la sesión de internet cuando hay un apagón o el ordenador se cuelga. 'Incluso los textos que estés escribiendo en un blog o en un gestor de correo', añade Nitot orgulloso. Firefox lleva incorporado también un corrector en inglés para esos mismos textos; la versión en español puede descargarse aparte.

Al acecho de los dos grandes, hay otros navegadores que aspiran a ganarse un hueco en la competencia. Safari es la alternativa de Apple, que viene por defecto en los Mac, gracias a lo cual tiene un 5% del mercado. En junio lanzó su versión para Windows, lo que la coloca en primera línea de batalla. El cuarto en discordia, Opera (0,87%), es propiedad de la empresa noruega del mismo nombre, y fue el primero en utilizar las ventanas con pestañas que se abren dentro de la propia ventana del navegador, algo que ahora incluyen sus competidores. Su negocio principalmente está en su versiones para móviles.

Precisamente Mozilla está preparando una versión para ese formato. 'Estábamos esperando a que los móviles tuvieran suficiente memoria para que pudiéramos exportar el navegador entero', explica Mike Schroepfer, vicepresidente de ingeniería de Mozilla. Y van a crear una filial dedicada por entero a su gestor de correo, Thunderbird.

Actualización

El navegador Internet Explorer lanzó ayer una actualización de su versión 7.0, que recupera la barra de menú por defecto, que había sido eliminada en esta versión. También incorpora facilidades en la instalación pensada para las empresas.

Salidos de las cenizas de Netscape

La vida en Mozilla Firefox no siempre ha sido tan plácida como ahora. Su equipo fundacional procede de Netscape, el navegador que disputaba la hegemonía a Internet Explorer en los albores de la red. 'Era una gran compañía, con gente muy lista, no sé por qué me cogieron a mí', bromea Tristan Nitot, presidente de Mozilla Europa.

La fortaleza de Microsoft por un lado, y una serie de decisiones equivocadas por parte de Netscape fueron debilitando el proyecto hasta que lo compró American Online 1998.

Mientras el equipo desarrollaba una nueva versión de Netscape en código abierto, AOL iba perdiendo interés en potenciarlo. 'Era muy complicado explicarles lo que era el código abierto, entonces nadie sabía lo que era', explica Nitot.

En 2003 Mozilla Foundation se desgajó de la matriz. 'Se fue la gente negativa, sólo quedamos los que estábamos ilusionados. Fue una gran experiencia'. A cambio, Nitot pasó hasta 21 meses trabajando sin cobrar, simplemente porque creía en la idea. 'Invertí un año de mi sueldo, si incluyo los gastos', recuerda.

Para hacer publicidad, recurrían a colectas entre los usuarios, como cuando decidieron poner una página en The New York Times o a la venta de camisetas.

Ahora el proyecto cuenta con profesionales como Mike Schroepfer, vicepresidente de Ingeniería de Mozilla, que trabajó en Sun Microsystems y que fue nombrado recientemente por PCWorld una de las 50 personalidades más destacadas de la Red.