Previsión

Vueling acumulará pérdidas superiores a 50 millones de euros a finales de año

Las pérdidas de Vueling en este ejercicio superarán los 50 millones de euros y estarán motivadas en gran parte por la disminución del Ebitda (resultado bruto de explotación), que se preveía que fluctuara entre los 20 y los 40 millones y que al final se verá reducido notablemente, según informaron a Efe fuentes del sector.

La aerolínea de bajo coste comunicará en los próximos días un aviso de revisión a la baja en su previsión de resultados (¢profit warning¢), el segundo que se ve obligada a difundir este año, ante los malos resultados operativos que está cosechando.

Portavoces de Vueling han rechazado valorar estas informaciones, ¢ya que se trata de una empresa cotizada y toda la información se notifica directamente a la Comisión Nacional del Mercado de Valores¢.

El pasado 3 de agosto, en una entrevista con Efe, el consejero delegado de la compañía, Carlos Muñoz, indicó que Vueling había cerrado el primer semestre del año con unos resultados ¢un tanto decepcionantes¢, quintuplicando sus pérdidas, con un total de 25,6 millones de euros, respecto a los 4,9 millones del mismo período de 2006.

Según anunció Muñoz, Vueling tenía prevista una facturación de entre 400 y 425 millones de euros en 2007, y ¢a la vista de las circunstancias tenemos que hacer una corrección y revisar las previsiones hasta situarlas en una horquilla de entre 370 y 383 millones de euros¢, añadió.

El consejero delegado achacó estos resultados a ¢los precios ultra competitivos¢, que vienen dados ¢por la presión de todas las compañías¢, así como al incremento del precio del combustible.

Las mismas fuentes del sector consultadas por Efe explicaron que Vueling realizó las previsiones de resultados para 2007 partiendo de que se mantendrían el precio del barril de petróleo y la paridad entre el euro y el dólar, algo que no ha ocurrido.

Estos hechos han provocado que la compañía que ahora preside Barbara Cassani después de la dimisión de Josep Miquel Abad se vea obligada a hacer público un segundo aviso de reducción de resultados.

Precisamente, las diferencias en el modelo de gestión de la aerolínea fueron las que propiciaron la dimisión esta semana de los tres consejeros de Inversiones Hemisferio, sociedad perteneciente a la familia Lara (Planeta), y entre los que se encontraba Abad, el presidente de Vueling desde su fundación y máximo representante del primer accionista de la compañía, con un 15,78% del capital.

La nueva presidenta explicó que los cambios ejecutivos son parte de la ¢maduración¢ de la compañía y mostró su confianza en que Inversiones Hemisferio no abandonará el capital de Vueling, aunque ha dicho que si esto ocurriese ¢no supondría ningún problema¢ para la compañía, ya que hay muchas empresas interesadas en entrar.

Según las mismas fuentes, Inversiones Hemisferio obtendría plusvalías próximas a los 30 millones si vendiese su paquete en Vueling, algo que no ha decidido por el momento, dado que todavía no ha encargado a ningún banco de negocios una colocación de sus acciones.

Las acciones de Vueling en el mercado cerraron el pasado viernes a una cotización de 11,01 euros, lo que supone una pérdida de valor del 66 por ciento desde enero de este año.