Bajada

Los precios de las casas usadas en EE UU caen un 0,6% en julio

El mercado inmobiliario de Estados Unidos no levanta cabeza. A la crisis financiera desatada por las hipotecas de alto riesgo, se le une ahora un mal dato en el mercado de viviendas usadas, cuyas ventas cayeron un 0,2% y cuyos precios descendieron un 0,6% durante el mes de julio.

La bajada de ambos indicadores, provocada en gran parte por el miedo al estallido de la burbuja inmobiliaria, ha provocado un crecimiento muy fuerte del stock de viviendas usadas pendientes de vender hasta alcanzar los 4,5 millones de unidades en todo el país. Los cálculos oficiales apuntan a que este stock serviría para cubrir la demanda de 9,6 meses a los actuales ritmos de venta.

Este mismo proceso ocurrió a principios de 2007 con la venta de viviendas de primera mano, que acumuló el mayor descenso en compras de los últimos siete años.